Real Decreto sobre combustible nuclear

El Gobierno aprueba la norma que permitirá a Garoña solicitar su reapertura

Imagen de la central de Garoña.
Imagen de la central de Garoña.

El Consejo de Ministros ha dado luz verde al Real Decreto para la Gestión Responsable y Segura del Combustible Nuclear Gastado y de los residuos radiactivos que permitirá a Nuclenor, titular de la central nuclear de Santa María de Garoña (Burgos) a solicitar la renovación de su licencia antes del 6 de julio, por lo que se abre la puerta a que la planta pueda volver a operar, según ha anunciado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría.

Como ha señalado la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, la nueva norma modifica el Reglamento de Instalaciones Radiactivas de diciembre 1999 para establecer la posibilidad de que el titular de una instalación nuclear pueda solicitar una renovación de la autorización de su licencia de explotación siempre y cuando no haya afección a la seguridad nuclear, a la protección radiológica y que el cierre no haya sido derivado de alguna de estas circunstancias.

La central nuclear de Garoña se rige en la actualidad por una orden ministerial de cese de explotación, que firmó el secretario de Estado de Energía del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, el 5 de julio de 2013, un día antes de que finalizara la licencia de operación de la central sin que esta pidiera, tal y como se habilitó entonces, una renovación de su vida. La planta comenzó a operar en 1970 y en 2009, cuando cumplía 40 años de vida útil obtuvo una nueva licencia condicionada hasta el 6 de julio de 2013. Nuclenor, su titular había solicitado una ampliación de su explotación hasta 2019.

Santamaría ha anunciado que el Gobierno ha aprobado el Real Decreto para la gestión responsable y segura del combustible nuclear gastado y los residuos radiactivos y ha explicado que la tramitación de esta norma ha sido “larga” porque el Gobierno ha esperado a un informe de conformidad de la Comisión Europea para asegurar que el texto se ajusta a la normativa comunitaria.

Durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, ha señalado que con este Real Decreto se traspone al ordenamiento jurídico español la Directiva de 2011/70 del Consejo pendiente de trasposición que establece un marco comunitario para la gestión responsable y segura del combustible nuclear gastado y los residuos radiactivos.

Además de completar y actualizar la normativa, Santamaría ha añadido que el Real Decreto regula también las actividades de la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos (ENRESA), que es la sociedad mercantil estatal encargada de la gestión de este combustible nuclear y de los residuos.

Según ha indicado, la norma incluye los principios generales a respetar en la gestión de estos elementos; precisa las responsabilidades asociadas a dicha gestión y establece el contenido del programa nacional de gestión de residuos, denominado plan general de residuos radiactivos.

Normas
Entra en El País para participar