La City

La juventud de la crisis

Dicen los sociólogos que la personalidad de los adultos se forja en los hombres entre los 15 y 21 años, mientras que en las mujeres esa horquilla de edad se adelanta ligeramente. ¿Y a qué viene esta reflexión? Pues como muy bien advirtió ayer un alto ejecutivo de una empresa española, habrá miles de jóvenes a los que esos supuestos seis años claves en su vida les habrá pillado de lleno inmersos en la peor crisis económica que ha azotado a España en Democracia.

Y aunque no se sabrá hasta muchos años después cómo afectó esa circunstancia a su toma de decisiones, sí se puede adivinar que de ellos, de la cohorte de población comprendida entre los 22 y 30 años dependerá, en gran medida, que la sociedad española del futuro siga siendo abrumadoramente propietaria o se decante más por vivir de alquiler.

Normas
Entra en El País para participar