La Caixa implica a sus clientes en una iniciativa de RSC a través de microdonativos en operaciones con tarjeta

Pequeños gestos para levantar grandes proyectos

Una mujer opera en un cajero automático.
Una mujer opera en un cajero automático.

Hoy en día no se conciben las transacciones comerciales sin las tarjetas bancarias de pago. Su uso se populariza cada vez más gracias a su amplia aceptación, comodidad y seguridad. En España se emiten cerca de 70 millones de tarjetas, con las que se llevan a cabo alrededor de 3.200 millones de operaciones anuales, según datos del Banco de España.

La Caixaha querido aprovechar este gesto cotidiano de pagar con tarjeta para involucrar a sus clientes en la estrategia de responsabilidad social de la entidad a través de una iniciativa que consiste en permitir a los clientes realizar microdonativos solidarios de bajo importe cada vez que efectúen algunas de las operaciones con tarjeta más frecuentes, como el pago de compras, la extracción de dinero en cajeros o la recarga de tarjetas prepago.

“La iniciativa de microdonativos nace con la idea de facilitar a nuestros clientes su colaboración en proyectos de carácter social. Por ello,La Caixaha creado este servicio con el que se pueden realizar microdonativos, a partir de un céntimo de euro, con acciones asociadas al día a día del cliente como pueden ser las compras”, explican fuentes de la entidad financiera.

A partir de un céntimo, el usuario puede elegir el importe donado por cada uso que haga de la tarjeta bancaria

En efecto, a partir de un céntimo, el usuario puede elegir el importe donado por cada uso que haga de la tarjeta. De igual manera, este puede personalizar completamente su aportación solidaria. Además de la cantidad, puede seleccionar el tipo de operación con tarjeta al que quiere asociar su aportación o la causa solidaria a la que deben ir destinados los fondos. Y cambiarlo todo cuando estime oportuno, interrumpir temporalmente la aportación o incluso decidir hacer microdonativos solo de forma ocasional, en lugar de asociarlos a operaciones con tarjetas. El propio usuario puede configurar sus preferencias a través de Línea Abierta, el canal de banca online deLa Caixa.

La aportación se transfiere desde la cuenta del usuario de forma mensual, cuando se tiene el cómputo global de acciones con tarjeta asociadas a microdonativos, y nunca como cargo adicional a alguna operación. Para mayor control, el cliente puede marcar un límite mensual a los importes de sus aportaciones. Y cada mes puede consultar a cuánto asciende su aportación, en función de la modalidad de colaboración y del número de operaciones con tarjeta realizadas.

Más de 13 millones de clientes

“La voluntad de la entidad es que los clientes que quieran colaborar en proyectos sociales puedan hacerlo con pequeños esfuerzos diarios. DesdeLa Caixase pone a disposición de los clientes una forma de ayudar donde no importe la cantidad aportada, tan solo el espíritu de colaboración”, destacan desde la entidad financiera. Porque, paraLa Caixa, el principal objetivo es sumar la máxima cantidad de aportaciones, aunque estas sean muy pequeñas, ya que juntas tienen un gran potencial para impulsar proyectos solidarios, sobre todo si se tiene en cuenta que la entidad tiene más de 13 millones de clientes y más 12,5 millones de tarjetas emitidas.

La participación de los clientes de la entidad financiera en proyectos dela Obra Social La Caixa a través de los microdonativos supone, según ponen de relieve desde la entidad financiera, una apuesta por la extensión dela RSC a los diversos grupos de interés del grupo La Caixa, entre los que también figuran empleados, proveedores, accionistas y la sociedad en general.

Seguimiento de los programas solidarios

El importe íntegro recaudado de los microdonativos va destinado a los proyectos en los que está comprometida la Obra Social La Caixa, sin ningún tipo de gasto estructural.

Para poder saber en todo momento el estado de los proyectos, desde el canal de banca online de La Caixa se puede acceder a un completo informe de cada una de las iniciativas y la cantidad de fondos recibidos. Cuando se completa con éxito una determinada acción, dejan de aceptarse microdonativos para ella, pero la información continúa plenamente accesible, afirman desde La Caixa.

Actualmente, los microdonativos permiten financiar causas solidarias fundamentalmente relacionadas con la ayuda a proyectos con niños en situación de pobreza y a la cooperación internacional.

El proyecto de microdonativos se une a otras iniciativas de responsabilidad social corporativa abiertas a la colaboración de los clientes, como el canje de Puntos Estrella, obtenidos a través del programa de fidelización de La Caixa, por aportaciones monetarias a proyectos de solidaridad o por productos de comercio justo. En 2012, los Puntos Estrella destinados por los clientes a los proyectos solidarios han supuesto donaciones por valor de 1.037.718 euros, un 66,2% más que lo obtenido en el año 2011.

Normas
Entra en El País para participar