Madrid Games Week
Las nuevas consolas se baten en Madrid

Las nuevas consolas se baten en Madrid

Zombis, soldados romanos, protagonistas de Dragon Ball o el mismísimo fontanero SuperMario entre otros seres extraños, campean estos días a su anchas por el pabellón 8 de Ifema en Madrid. Son personajes extraídos de algunos de los videojuegos que estos días se pueden ver en la recién estrenada feria Madrid Games Week, inaugurada este jueves y abierta hasta el próximo domingo. “Queremos que España se posicione en el circuito internacional de las ferias de videojuegos y sea un referente en esta industria, igual que ya lo son Francia o Italia con sus recién celebradas Paris Games Week o Milan Games Week”, dijo a CincoDías Alberto González Lorca, presidente de Adese, la patronal del sector del videojuego, promotora del evento organizado por Ifema. 

González tiene claro que el videojuego es un sector de futuro para la economía española –en 2012, la industria movió en España 822 millones de euros, un 16% menos que el año anterior–, y por ello defiende que era necesaria “una feria integral”, donde estén representados todos los jugadores del sector. “Si cerramos con éxito esta edición, repetiremos”, aseguró. Y las vibraciones son buenas. Por lo pronto, ya están agotadas las entradas para el sábado y la previsión que maneja Adese habla de unos 50.000 visitantes.

Parece que nadie se quiere perder poder tocar en primicia las esperadas Xbox One y PlayStation 4, las consolas de nueva generación de Microsoft y Sony. La primera se estrenará en España el próximo día 22, y la segunda, siete días después. Los dos gigantes tecnológicos saben lo que se juegan y han traído a la feria madrileña toda su artillería:95 unidades de Xbox One y más de 60 consolas PS4. La primera saldrá al mercado a un precio de 499 euros (con el mando Kinect incluido); la segunda, por 399 euros.

En el evento, de 16.000 metros cuadrados, los stands de Microsoft y Sony son los reyes. Ambas compañías quieren despertar el apetito del consumidor español por sus nuevas joyas tecnológicas, las cuales presentan como auténticos centros de ocio para el salón de las casas. “La nueva generación es un salto adelante en calidad, en jugabilidad y en conectividad que nos permite a los desarrolladores un montón de nuevas cosas en los videojuegos”, señaló a Efe el director general de Electronic Arts Iberia, Martin Sybille.

Vuelve lo retro: Las máquinas y títulos clásicos resucitan

Las nuevas consolas se baten en Madrid

La Madrid Games Week es mucho más que la presentación en sociedad de las últimas consolas y los videojuegos que protagonizarán la temporada. La feria recoge otras iniciativas ligadas a este sector y que juegan con un claro componente emocional. Hasta el domingo, los amantes de la informática clásica y el videojuego antiguo cuentan con su propio apartado dentro de la feria, el RetroMadrid. Organizada por la Asociación de Usuarios de Informática Clásica (AUIC), la muestra recopila las consolas y ordenadores que marcaron a toda una generación de jóvenes y que buscan una segunda juventud. Ordenadores y consolas de 8 y 16 bits que abarcan desde la ZC Spectrum a la Commodore 64. Máquinas como el Amstrad CPC, la Super Nintendo o la Sega Mega Drive tienen su espacio, junto a un amplio programa de charlas y conferencias, en las que se incluyen talleres sobre reparación y modificación de ordenadores y consolas clásicas.

Las míticas máquinas recreativas también tienen su hueco. Así, los asistentes podrán disfrutar de puestos para jugar al mítico Street Fighter o encargar su propia máquina recreativa. La empresa MataMarcianos, presente en la feria, comercializa máquinas recreativas desde 150 euros, de tamaño reducido para disfrutar en el hogar que reproducen a las de antaño y que en su interior llevan una tableta, con sistema operativo Android, que incluye programas emuladores de videojuegos como Space Invaders.

Los asistentes podrán asimismo adquirir camisetas, merchandising y videojuegos de segunda mano durante todo el fin de semana, o incluso mesas de comedor que se convierten en futbolines. Su precio: 1.800 euros.

Pero, junto a sus nuevas propuestas, Microsoft y Sony también dejan claro en Madrid Game Week que sus modelos de consola anteriores, la Xbox 360 y la PS3 no son historia. Al contrario, dicen, “tienen mucho recorrido”. Eso sí, ambos fabricantes dejan claro que los títulos de sus nuevas consolas no sirven para estas “porque entendemos que la experiencia de juego es totalmente distinta”. Eso sí, prometen ir renovando el catálogo de juegos también para Xbox 360 y PS3.

Mientras los asistentes podrán valorar en la feria si el salto que proponen las nuevas consolas es tan sorprendente como prometen sus fabricantes, los responsables de Microsoft ofrecen datos que demuestran su fortaleza. Así, el gigante de Redmond explicó que ha vendido hasta ahora más de 76 millones de Xbox 360 en 41 países y que tienen 48 millones de miembros de su servicio online Xbox Live. La empresa también apuntó que el ecosistema de su consola 360 –que quieren mantener “como una consola orientada a un público familiar”– ha generado un gasto global de 56.000 millones de dólares en todo el mundo. Por su parte, los portavoces de Sony también recordaron que han vendido ya más de 80 millones de PS3.

La fecha para celebrar la Madrid Games Week no ha podido ser mejor elegida porque tiene lugar a las puertas de la campaña de Navidad, un periodo clave para las ventas en la industria del videojuego. Según explicaron Sony y Microsoft, las prereservas de sus Xbox One y PS4 van viento en popa, pero ninguna quiso desvelar cifras exactas.

Móviles y televisores 4K

Ambas consolas han despertado, como se puede ver estos días en la feria, una gran expectación, pero también conviene recordar que llegan a un escenario diferente al que se encontraron sus predecesoras cuando saltaron al mercado. Ahora las consolas ya no son las reinas exclusivas de esta industria; teléfonos móviles, tabletas y PC, con el juego en la nube tomando peso, les ponen las cosas más difíciles. Precisamente, LG, una empresa hasta ahora ajena al sector del videojuego, está presente en la feria, donde muestra el potencial de su nuevo smartphone LG G2 para jugar, y su televisor LG Ultra HD 4K, un aliado perfecto por su altísima resolución para los amantes de los juegos.

Aunque las nuevas máquinas de Sony y Microsoft son las protagonistas indiscutibles de la feria, Nintendo también ocupa un lugar destacado. La firma está presente con 80 consolas (entre Wii U y portátiles), dispuesta a demostrar los “valores de sus máquinas”. También hay periféricos y accesorios japoneses que jamás han llegado a las tiendas españolas.

La feria se completa con un concurso de cosplay, organizado por Hobby Consolas el sábado a las 16:00 horas en el que los participantes podrán ganar hasta una moto si su disfraz de personaje de videojuegos gana. Adese también celebrará varias conferencias y hay un espacio (Gamelab) donde los profesionales del videojuego pueden compartir experiencias.

Zombis, romanos, soldados y mucho mucho deporte

Las nuevas consolas se baten en Madrid

La llegada al mercado español de la Xbox One y la PS4 viene acompañada de un gran número de estrenos de videojuegos inéditos que protagonizarán la próxima campaña navideña. La consola de Microsoft desembarcará el 22 de noviembre en España junto a una tripulación de soldados romanos y muertos vivientes. La aventura épica Ryse: Son of Rome, ambientada en el Imperio Romano será uno de los 23 títulos que se estrenarán con la consola. Junto a ella también llegará el simulador Forza Motorsport 5, que cuenta con Drivatar, una inteligencia artificial que registra y procesa la forma de conducir del usuario. En exclusiva para la Xbox One también estará la tercera parte de la saga Dead Rising, donde Kinect tiene un papel relevante.

Uno de los títulos más esperados es Call of Duty: Ghost, que en su primer día a la venta en todo el mundo ha superado los 1.000 millones de dólares, unos 746 millones de euros, en ingresos. La saga se ha convertido en “la mayor franquicia de videojuegos de esta generación”, destacó Activision, que añadió que en tan solo un día a la venta, el título se ha situado ya como el más jugado en Xbox Live. Estará disponible para Xbox One y PS4, además de para sus predecesoras, la PS3, la Xbox 360 y la Wii U.

Sony arropará el estreno de su nueva consola con más de 70 títulos, entre los que estarán Destiny, Killzone: Shadow Fall y Knack. Las dos nuevas consolas contarán con una amplia colección de títulos deportivos como Fifa 14 y NBA 2K14. El simulador de baloncesto cuenta con su propio espacio en la feria para mostrar, de la mano de jugadores como Rudy Fernández o Sergio Llull, los avances técnicos que tiene su versión para la PS4. El simulador Gran Turismo 6 realizará por su parte un campeonato entre todos los asistentes a la feria.

Nintendo, por su parte, permite a los asistentes disfrutar de títulos aún inéditos como Super Mario 3D World, Mario Kart 8 y Donkey Kong Country. Y es que el sector de los videojuegos está de moda. El buscador español Otogami, que agrega las ofertas de 30 tiendas de videojuegos, ha cerrado una ronda de financiación de 330.000 euros de varios fondos de inversión liderados por Vitamina K.

Normas