Editorial

La oportunidad para las Socimi

Las Sociedades Cotizadas de Inversión en el Mercado Inmobiliario, esos vehículos de inversión destinados al mercado de alquiler conocidos como Socimis, son una de las grandes apuestas del Gobierno para reactivar el anémico sector inmobiliario. Inspiradas en las muy asentadas REIT anglosajonas, su objetivo es rentabilizar parques de vivienda con su alquiler. Ahora, meses después de darles más facilidades con modificaciones regulatorias y jugosos incentivos, especialmente en el campo tributario, ha llegado el momento de que demuestren su capacidad para regenerar el sector. Hoy finaliza el plazo para que se registren las nuevas Socimis sujetas al régimen fiscal del año en curso, y grandes patrimonios e inversores institucionales quieren aprovechar un marco que puede traducirse en casos en fiscalidad cero para las rentas que generen los arrendamientos. Tras la apuesta frustrada del último Gobierno del PSOE, ahora, disfrutan de una nueva regulación más cómoda en cuanto a exigencias y al mercado en que pueden cotizar. Todo han sido facilidades para un nuevo producto extraordinariamente sensible a la seguridad jurídica, tanto para las inversiones hechas como para las futuras, y que actúa en un sector urgido de soluciones y con un gigantesco parque de viviendas vacío, pero en el que el alquiler nunca ha sido capaz de despegar. Esta puede ser la gran oportunidad.

Normas