La tasa alcanza el 11,61% y anula ya el efecto Sareb
Monitores informativos en la bolsa de Madrid.
Monitores informativos en la bolsa de Madrid. EFE

La revisión de créditos refinanciados lleva la mora a un nuevo máximo histórico

La cartera de créditos concedidos se eleva por primera vez desde marzo.

La revisión de la cartera de créditos refinanciados que el Banco de España ha obligado a acometer a la banca española antes de finales de septiembre sigue haciendo aflorar la mora oculta en las entidades españolas de crédito.

La cifra, de hecho, ha alcanzado un nuevo máximo histórico a cierre de junio, según los datos publicados esta mañana por el Banco de España, que sitúan el porcentaje de créditos dudosos en el 11,6% mientras el volumen de créditos concedidos sigue cayendo.

La cota supone un nuevo máximo histórico en la tasa de morosidad que soporta la banca que previsiblemente seguirá incrementándose al menos hasta finales de septiembre, plazo que tiene la banca para revisar toda su cartera de créditos refinanciados.

El alza de la morosidad registrada en un periodo de contracción crediticia tiene un efecto multiplicador sobre este índice que coloca la tasa de dudosidad por encima del máximo anterior, del 11,38%, alcanzado el pasado noviembre.

En términos absolutos, de otra parte, el volumen de créditos dudosos total se ha situado a finales de junio en los 176.420 millones de euros, un incremento de 6.214 millones desde el mes anterior, que anula el efecto reductor que supuso el traspaso de la carga tóxica de la banca intervenida al banco malo.

En concreto, la mora registrada sufrió un fuerte descenso el diciembre pasado, cuando se rebajó de 191.468 millones a 167.468 millones motivado por el traspaso de los activos inmobiliarios de riesgo de las entidades nacionalizadas, Bankia, Novagalicia, Catalunya Banc y Banco de Valencia, a Sareb.

Tras el leve repunte de enero a los 170.756 millones de euros en crédito dudoso que recuperó el sector, la cota volvió a descender a 162.038 millones en febrero cuando las entidades asistidas, Banco Ceiss, Caja 3, Liberbank y BMN, vendieron su carga al banco malo.

A partir de ahí, los créditos considerados morosos han venido incrementándose progresivamente hasta los citados 176.420 millones anulando completamente el denominado efecto Sareb.

Préstamos concedidos

La cartera total de créditos en circulación, de otra parte, protagoniza un ligero incremento, desde los 1,518 billones a los 1,519 billones de euros en la primera alza registrada desde el pasado marzo.

El repunte, no obstante, dista de marcar un punto de inflexión en la concesión de crédito en España pues este tipo de variaciones, algunas sustancialmente más voluminosas, son usuales en determinados meses aislados.

En el sector bancario, de hecho, vienen advirtiendo que la reclasificación de créditos refinanciados y su mayor penalización darían una nueva vuelta de tuerca a la contracción de los préstamos concedidos tras el periodo de fuertes saneamientos que ya venía soportando el sector.

Así, de junio a junio, la evolución del crédito en circulación ha caído desde los 1,744 billones a los citados 1,519 billones de euros, lo que supone aproximadamente un 13% menos en un periodo marcado por la destrucción de empleo.

Por tipos de entidad

La mora de los establecimientos financieros de crédito (EFC) -entidades que principalmente conceden financiación para comprar automóviles, muebles, televisores y otros bienes de consumo- permaneció en el 9,81 % por cuarto mes consecutivo, con un volumen de crédito dudoso de 3.599 millones de euros, ligeramente más alto que el mes anterior.

En el último año, la tasa de morosidad de los EFC ha variado algo más de un punto porcentual, ya que en mayo de 2012 era del 8,93 %.

El resto de entidades -bancos, cajas y cooperativas de crédito o cajas rurales, que el Banco de España no desglosa- registró un volumen de dudosos de 171.076 millones de euros de una cartera crediticia de 1,460 billones, lo que arroja una tasa de mora del 11,71 %, frente al 9,78 % que había en junio de 2012.

 

 

Normas