Análisis de las inversiones de las Sicav más conocidas
Ramchand Bhavnani.
Ramchand Bhavnani.

Las grandes fortunas apuestan en la Bolsa española por Telefónica, Acerinox y Almirall

También aparecen Técnicas Reunidas, Repsol, Enagás y Sabadell, entre otros valores

La rentabilidad media de las sociedades de inversión superó la del Ibex entre enero y junio

Alicia Koplowitz, Juan Abelló, Manuel Jove, Ramchand Bhavnani, Rosalía Mera y los Del Pino son algunos grandes referentes para los pequeños inversores españoles. Estos últimos tienen la oportunidad de vigilar los movimientos de sus carteras, gracias a que utilizan sociedades de inversión de capital variable (Sicav) para gestionar sus fortunas... Al menos, una parte de ellas.

Las Sicav, al igual los fondos de inversión, tienen la obligación de detallar trimestralmente a la CNMV cuáles son los activos por los que apuestan. Y los informes del primer semestre acaban de ser publicados por el supervisor. El patrimonio de los 13 vehículos analizados alcanza los 1.470 millones, muy levemente por debajo de los 1.485 millones que atesoraban a cierre de 2012.

La renta variable extranjera continúa siendo una de sus principales apuestas, con 199,8 millones de euros (199,9 a finales del año pasado), si bien esto no quiere decir que hayan abandonado la Bolsa española. Eso sí, en términos agregados, han rebajado su exposición a ella un 10,6% en el primer semestre, hasta los 72,4 millones de euros.

El análisis Sicav a Sicav revela, sin embargo, que algunos de los grandes inversores no solo no han bajado sus apuestas por las cotizadas nacionales, sino que las han reforzado. Así, las sociedades bajo el control de la familia fundadora de Ferrovial examinadas (Allocation, Addition, Altais y Keeper) habían elevado su patrimonio en renta variable española un 4,2%. También las de Ramchand Bhavnani, el famoso inversor de origen indio afincado en Canarias (Laxmi y Bombay), han más que duplicado su apuesta doméstica.

Fondos de inversión y liquidez

El importe destinado a tesorería de las Sicav españolas a cierre de marzo alcanzaba los 1.076 millones de euros. El importe ha bajado un 30% desde el récord de cierre de septiembre del año pasado. Entonces, tenían 1.531 millones en liquidez.

El renovado interés por los fondos no es solo de los particulares, también las Sicav han aumentado el patrimonio que destinan a las instituciones de inversión colectiva. A 31 de marzo tenían 6.062 millones, entre los nacionales y los extranjeros. A cierre de 2012 eran 5.401.

Los valores españoles que más se repiten en las carteras son Acerinox, que aparece en seis de las 13 Sicav, con una inversión de 34,9 millones de euros, y Telefónica (en cinco, con un total de 7,7 millones). Almirall aparece en solo una Sicav (Arbarin) pero con una inversión muy notable, de 6,7 millones de euros.

Las siguientes cotizadas en el ranking son Repsol, Enagás y Técnicas Reunidas (tres). Después, hay varios empates con compañías que aparecen dos veces: Sabadell, Ferrovial, Arcelor Mittal, CAF y Santander, entre otras. El historial de rentabilidad demuestra que las Sicav de los grandes inversores suelen vencer al Ibex. Este ejercicio no es una excepción, aunque la rentabilidad lograda no es para tirar cohetes. El rendimiento medio entre enero y junio fue de un mínimo 0,1%, frente a la caída de casi el 5% que sufrió el índice de referencia de la Bolsa española. La buena noticia es que el selectivo ha remontado en julio y en lo que va de agosto. El viernes, marcó máximo anual y sube un 6,95% en el año.

Impacto de la crisis

Las Sicav continúan siendo una de las fórmulas predilectas para que los grandes inversores puedan invertir sin necesidad de pasar por Hacienda cada vez que venden un activo, como tienen que hacer los particulares. Pero las cifras sí confirman que la crisis se ha dejado notar en el sector. El número de sociedades ha caído desde las 3.290 de cierre de 2007 hasta las 2.983 a 30 del pasado junio, mientras que su patrimonio ha bajado un 20,7%, hasta los 24.982 millones, según las estadísticas de la CNMV.

Incluso, algunos insignes inversores han echado el cierre a sus Sicav, como Amancio Ortega. El fundador de Inditex anunció en diciembre de 2010 que ponía el punto final a Keblar de Inversiones y a Alazán. Bhavnani ha decidido prescindir de los servicios de Inversiones Kishoo y Valle Pallin;y los Del Pino han cerrado Caneeltoo. Otra opción, aun dejando activas las sociedades, ha sido reducir sus carteras. “En algunas ocasiones, necesitan efectivo para otras inversiones o para una actividad empresarial propia”, explica un ejecutivo de un banco privado extranjero que opera en España.

Las Sicav, en todo caso, continúan siendo una opción para los inversores con dinero suficiente para participar en el diseño de la estrategia de inversión. El importe mínimo para poder hacerlo es de unos tres millones, según los expertos. Con menos de esa cantidad, no resultan atractivas. Los vehículos de las grandes fortunas atesoran en general patrimonios muy superiores al señalado. Estas son sus principales inversiones.

Alicia Koplowitz

 

La empresaria controla la Sicav de mayor tamaño entre las grandes fortunas. Morinvest contaba con un patrimonio de 521,8 millones de euros a finales de junio. La gran apuesta de Alicia Koplowitz en Bolsa española a través de la Sicav, que es solo uno de los brazos de inversión de Omega Capital –el family office a través del que gestiona su patrimonio–, es Acerinox. A cierre de junio, tenía una posición valorada en 33,5 millones.

Entre sus inversiones en fondos de inversión españoles, que suponen 25,6 millones de euros, destacan las posiciones en el Bestinver Internacional (9,2 millones y en el hedge fund Diversity Inversiones (5,5 millones).

Eso sí, la mayor posición de Morinvest eran los depósitos, con 202,9 millones de euros. La Sicav todavía cuenta con imposiciones de alta rentabilidad, pues se constituyeron antes de que el Banco de España impusiera en enero los límites a la remuneración.

Familia del Pino

Allocation es la Sicav más grande de la familia Del Pino, con un patrimonio de 287,9 millones de euros. Sus inversiones estrella en la Bolsa española son Telefónica (3,3 millones de euros a finales de junio) y Sabadell (1,6 millones).

En todo caso, el grueso de la inversión en Bolsa de Allocation está fuera de España, con 116,3 millones de euros. Los valores a los que tiene más exposición son Union Pacific Corporation, una empresa estadounidense de ferrocarriles especializada en transporte de mercancías, en la que tenía 6,2 millones de euros, y ConocoPhillips, una de las mayores petroleras del planeta (6,3 millones).

Ramchand Bhavnani

Laxmi Inversiones, la mayor Sicav de Ramchand Bhavnani, tenía a cierre de junio 1,2 millones de euros en acciones de Repsol, cerca de un millón en títulos de Santander, 440.000 euros en Iberdrola y otros 151.000 en Acerinox.

El activo más abundante en esta sociedad de inversión es la renta fija española, casi a partes casi iguales entre la pública (6,2 millones de euros) y la privada (5,9 millones). Laxmi tiene además 2,5 millones de euros en depósitos.

Manuel Jove

Doniños, con un patrimonio de 27,8 millones de euros, es la Sicav insignia del exdueño de Fadesa. Invierte en acciones de Popular (51.000 euros), Realia (1,1 millones) y Vocento (cerca de dos millones de euros). Eso sí, el principal activo nacional de su Sicav son los depósitos, con un total de seis millones de euros.

Fuera de España, Doniños liquidó su inversión en acciones de Deutsche Bank para centrarse en los fondos de inversión extranjeros, que aúnan 10,3 millones de euros. A los que más patrimonio destina son dos gestionados por la gestora de JPMorgan: el Global Corporate Bond y el Income Opportunity. Cada uno tenía 2,6 millones de euros.

Juan Abelló

El empresario tenía a cierre del primer semestre un patrimonio de 111,7 millones de euros en Arbarin, su mayor Sicav. Su inversión en Bolsa española es más que destacable, con 19,3 millones de euros, repartidos en un buen puñado de compañías. Sus mayores apuestas son Telefónica (2,1 millones), Almirall (6,7 millones), Rovi (1,9 millones), Santander (1,31 millones) y Repsol (1,1).

También tiene inversiones, aunque de menor importe, en Sabadell, BBVA, Acerinox, Fluidra, Miquel y Costas, Popular, Arcelor Mittal, Bodaclick, Vidrala, Clínica Baviera, Ebro, Amadeus y Europac.

Rosalía Mera

La cofundadora de Inditex controla dos Sicav, Breixo y Soandres, pero es esta última la que cuenta con más recursos. Soandres se centra en la inversión fuera de España con 328,6 millones, el 91% del total. El informe de la sociedad gestora, JPMorgan, explica que han aumentado “el peso de la renta variable europea y global”, al tiempo que han disminuido el de la renta fija. Sus mayores inversiones son en los fondos JPMorgan Global Government Bond (19,8 millones) y Bluebay Investment Grade (20).

Cómo invertir en las Sicav sin crear una

Cualquier ahorrador puede entrar en las Sicav de los grandes inversores, como Alicia Koplowitz o Ram Bhavnani, pues cotizan en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB).

Para comprar, hay que acudir al intermediario y explicarle el objetivo de la inversión. Después, hay que elegir una de las dos formas de entrar.

Una de ellas es la modalidad de fixing. Las Sicav fijan su precio en el MAB mediante la confluencia de la oferta y la demanda a través de un sistema de fixing, en el que se fijan dos precios al día: uno a las 12 y otro a las cuatro.

La otra fórmula es por valor liquidativo. Los inversores compran al precio del valor liquidativo que den a las propias Sicav, como ocurre con los fondos de inversión clásicos. En este caso, se desconoce el precio al que se comprará.

El capital mínimo inicial de las Sicav se sitúa en 2,4 millones de euros y han de contar con al menos 100 accionistas, sin contar como tales a los que controlen una participación superior al 25%. Los expertos advierten, eso sí, que para ser atractivas el patrimonio debe superar los tres millones.

Normas