Publicación de las actas

La mitad de los miembros de la Fed respaldó el fin de los estímulos este año

La mitad de los miembros del Comité de Mercado Abierto de la Reserva Federal, que dirige la política monetaria de Estados Unidos, respalda que concluyan los programas de estímulo este año.

La Reserva publicó hoy las actas de la reunión de su Comité el 18 y 19 de junio que muestran un apoyo creciente a las propuestas para dar por terminado este mismo año el programa de adquisición de bonos del Tesoro por importe de 85.000 millones de dólares mensuales.

Pero las actas también muestran que “muchos” otros de los 19 miembros del Comité piensan que se debe mantener el programa de estímulo hasta avanzado 2014.

Unos pocos integrantes del grupo son partidarios de terminar el incentivo monetario de inmediato.

Después de esa reunión de junio, el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, dijo que el banco central podría iniciar la retirada gradual de su programa de compra de bonos en los próximos meses y clausurarlo a mediados de 2014.

Después de la recesión más profunda y prolongada desde la Gran Recesión hace casi ocho décadas, la economía de EE UU ha crecido durante cuatro años pero a un ritmo moderado que no ha reducido el índice de desempleo lo suficiente como para permitir que el consumo acelere el crecimiento de la actividad económica.

La Reserva, que ya había aplicado otros cuantiosos estímulos monetarios desde el comienzo de la recesión, desde septiembre de 2012 inició el programa de compra de bonos del Tesoro.

Pese a que la economía estadounidense ha creado un promedio de 204.000 empleos cada mes, el índice de desempleo se sitúa en el 7,6 por ciento, y millones de personas tienen empleo a tiempo parcial -sin beneficios como un seguro médico o vacación pagada- o han abandonado la búsqueda de trabajo.

En la reunión de junio “un par de participantes” expresó su preocupación “debido a que algunas entidades financieras quizá no estén bien posicionadas ante un incremento rápido de los tipos de interés”.

“Unos pocos expresaron su opinión de que un periodo prolongado de tipos de interés bajos debería alentar a los inversores a incurrir en deudas excesivas o riesgos excesivos en los tipos de interés, lo cual distorsionaría los precios de algunos activos”, según las actas.

El Comité de Mercado Abierto celebrará su próxima reunión el 30 y 31 de julio.

Normas