La reestructuración "seguirá pidiendo esfuerzos al sector"

Nadal advierte que la alternativa a los recortes es “la quiebra del sistema eléctrico”

Nadal es el artífice de la reforma

Las medidas podrían aprobarse hoy

Alberto Nadal, secretario de Estado de la Energía.
Alberto Nadal, secretario de Estado de la Energía.

El Secretario de Estado de Energía, Alberto Nadal,  ha aseguró esta tarde que la reforma eléctrica que prepara el Gobierno se traducirá en “un ajuste equilibrado, que permita una rentabilidad razonable” a las actividades reguladas, que, según todos los indicios sufrirán duros recortes. Nadal hizo estas declaraciones en un curso organizado por la Fundación FAES, donde subrayó que la reforma en ciernes pretende evitar que se siga generando déficit de tarifa (una “monstruosidad”, tal y como lo calificó), que representa ya un punto del PIB.

 En cuanto a si la deuda eléctrica debe ser financiada vía Presupuestos del Estado, el secretario advirtió que “si el sector público tiene que rescatar al privado, lo pagaremos todos, pues habría que subir los impuestos”. En su opinión, “todos somos contribuyentes y consumidores a la vez”. Por su parte, advirtió que si se cargase la solución del déficit en el consumidor, habría que subir un 35% los peajes y un 17% la factura fnal de luz, lo que “barrería la competitividad del país”, recalcó.

El Gobierno “quiere hacer lo posible para trasladar lo mínimo la subida al consumidor”, por lo que “seguirá pidiendo esfuerzos a las empresas” con “medidas razonables que ajusten la retribución dentro del sentido común, teniendo en cuenta los ciclos de la economía.”

La reforma, que incluye un real decreto ley de estabilidad financiera del sector eléctrico (que entraría en vigor de inmediato); un proyecto de ley de reforma de la ley eléctrica y varios reales decretos (cuya tramitación llevaría varios meses, especialmente el proyecto de ley), busca eliminar “cuestiones supérfluas, lo que no esencial”, aseguró Nadal. En esto, dijo el alto cargo de Industria, están de acuerdo él y la secretaria de Estado de Presupuestos, y criticó que en el pasado se metiera “todo en el recibo”, incluidos costes como los extrapeninsulares aprovechando una ley “suficientemente amplia y ambigua” para aprobar partidas “sin ningún tipo de control”. Con la reforma “se regulará lo estrictamente necesario”, protegiendo a los consumidores más vulnerables.

La alternativa, señaló Nadal, “es la quiebra del sistema eléctrica” y “ningún país permitiría que quebrara su sistema. “El ejemplo californiano, donde se organizó un caos impresionante” no tiene cabida aquí. En su opinión, las causas del déficit de tarifa no son muy diferentes a las del resto de desequilibrios de la economía, por lo que “las soluciones tampoco pueden ser muy distintas .

La reforma está creando un profundo malestar entre las empresas, especialmente las del régimen ordinario. En este sentido, Nadal vino a decir ayer que respetará las inversiones realizadas. “El pasado existe”, y reconoció que hay agentes que en su día “realizaron inversiones de buena fe”. Pero criticó el desmadre de la instalación de plantas fotovoltaicas: “si hubiéramos hecho 400 MW en 2007 y 2008, y hubiesen aumentado poco a poco, la factura sería más baja y el impacto menor y no estaríamos hablando de déficit. Y como esto, veinte mil cosas más”, afirmó.

Asimismo, manifestó que el déficit de tarifa es el más desequilibrado “de partida” de todos los déficit: 13.000 millones de ingresos frente a 23.000 millones de costes, de los cuales, 9.000 millones corresponden a las primas del régimen especial.

El hecho de que el secretario de Estado de Energía no haya sido más concreto en su intervención de en el Campus FAES, se ha interpretado como una prueba de que la reforma, no está del todo madura. En el sector auguran que el paquete de medidas irá al Consejo de Ministros del viernes, pero no hay nada confirmado en estos momentos. Lo que que sí parece probable es que los nuevos textos legales se enviarán a la Comisión de Subsecretarios, que los analizaría mañana miércoles.

 

Soria: "el problema del déficit puede ser peor que el financiero"

En el mismo foro del Campus FAES, el ministro de Industria, José Manuel Soria, ha avanzado que su ministerio tiene previsto “completar a lo largo de los próximos días” la reforma energética para acabar con el déficit de tarifa y evitar “un problema más importante que el propio problema del sistema financiero”.

Durante su intervención, el ministro indicó que las medidas en las que trabaja el Gobierno “afectarán a consumidores, administraciones públicas y el conjunto de los operadores”, y “serán difíciles”, pues “no hay problema difícil que no se pueda afrontar con medidas fáciles”, añadió.

Soria consideró además que España tiene “unos costes energéticos más elevados que en otros países, lo que resta competitvidad a nuestra industria. Ello se debe al “complejo problema” del déficit de tarifa del sistema eléctrico, “que arranca de viejo”.

El problema “puede resumirse en que los consumidores tanto domésticos como industriales estamos pagando en el recibo lo que no deberíamos pagar y pagando por cosas más de lo que deberíamos pagar”, afirmó, antes de recordar que esta circunstancia ha provocado un déficit de tarifa acumulado de 28.000 millones.

“De no ponerle solución, y al ritmo de aumento de 9.000 millones anuales, tendríamos un problema más importante que el del propio problema del sistema financiero”, añadió el ministro.

Normas