Las ventas especiales, una tendencia

Bienvenidos a las rebajas del 50%

El tique medio, según los comercios, rondará los 60 euros por persona

Bienvenidos a las rebajas del 50%

¿Rebajas de verano? ¿Quién las espera? El consumidor se ha encontrado por primera vez durante esta primavera con la posibilidad de ir comprando con descuentos, fuera de la temporada clásica que en otros tiempos comenzaba en julio. Tanto la necesidad de atraer clientes remolones, como la liberalización aprobada el pasado año, ha provocado que muchos comercios lleven ya semanas con promociones.

El pistoletazo de salida a las rebajas estivales lo dan El Corte Inglés y el grupo Inditex, que han esperado hasta el primer día de julio. Otras firmas ya las adelantaron buscando animar sus ventas, como el caso del Grupo Cortefiel (el 20 de junio), Mango (el pasado viernes), o H&M (14 de junio).

“En las últimas semanas ya hemos visto carteles con descuentos. Prácticamente durante todo el año hay ventas especiales o privadas a las que se convoca a los clientes por carta”, revela Isabel Bofill, gerente del centro comercial Diagonal Mar de Barcelona. “Muchas tiendas han adelantado a este fin de semana las rebajas, por no perder un buen sábado de ventas”, añade. Asimismo, asegura que este año se espera una afluencia de público sobre todo en los primeros días: “Ahora solo hay dos semanas buenas de compras”. Y explica que el tique medio por cliente también se ha reducido. Según una encuesta realizada por la Confederación Española de Comercio (CEC), el pequeño comercio prevé que el gasto medio por persona en las rebajas estivales oscile entre los 50 y 60 euros y confía en lograr en este periodo una cuarta parte de sus ventas anuales.

La mala climatología de la primavera, unida a la crisis, ha desanimado a muchos a comprar. De hecho, más del 70% de los comercios tiene una expectativa aceptable respecto a las rebajas, y esperan unas ventas similares a las del año pasado. “Por razones meteorológicas se ha vendido menos la prenda más ligera y la línea de baño”, reconocen desde la firma española Nice Things, lo que puede animar estos primeros días a algunos.

Esta temporada, los comercios han tenido libertad para empezar las rebajas cuando deseen, debido a la liberalización aprobada por el Gobierno de Mariano Rajoy. “Aunque el periodo haya desaparecido oficialmente, muchos mantienen la tradición porque tiene sentido comercial. Es el fin de la temporada y se busca acabar con los stocks”, explica un portavoz de Anged (Asociación de Grandes Empresas de Distribución). Los comerciantes cifran la mercancía disponible entre el 20 % y el 40 %. Compañías, como Ikea o Fnac, no realizan oficialmente rebajas, pero sí ofrecen promociones especiales “de hasta un 50% en tecnología”, a partir del 1 de julio, reconocen desde la cadena francesa. La firma sueca comenzó el 21 de junio descuentos a mitad de precio en algunos productos.

En las boutiques de lujo y alta gama difícilmente admiten la práctica de las rebajas, porque no encaja con su política de imagen. “Pero casi todas ellas realizan ventas especiales para clientes, para el personal y finalmente también en el escaparate, aunque de forma muy discreta”, explica Susana Campuzano, directora del programa del Universo del Lujo de IE Business School. Entre ellas Gucci, Miu Miu, Missoni, Prada, YSL, Louboutin o Jimmy Choo. “Hay rebajas de la colección de verano de hasta un 30% y también de las anteriores temporadas de hasta el 50%”, explica una portavoz de Chanel. Y otras, como Hermès o Louis Vuitton, se resisten a la tendencia, aunque suelen organizar ventas especiales fuera del periodo de rebajas.

“Ha sido un invierno terrible para muchas marcas. Y no se espera que haya un boom en estas semanas”, señala esta profesora.

Normas