Los candidatos son Hutchison Whampoa, Liberty Global y Eircom

Telefónica recibe el interés de tres grupos por su filial irlandesa

La operación se situaría entre los 700 y los 800 millones de euros

Logotipo de O2.
Logotipo de O2.

La venta de la filial irlandesa de Telefónica parece acelerarse. Si la compañía española encuentra comprador, venderá este negocio. Y parece que puede haber encontrado candidatos. Este miércoles, el diario The Irish Independent apuntaba que la operación va a suceder. La publicación señalaba que el acuerdo entre Telefónica y Hutchison Whampoa parece estar más cerca, asegurando que la operadora española quiere que las ofertas se concreten a final de mes. Telefónica no ha querido hacer comentarios sobre la operación.

En cualquier caso, puede haber más interesados en O2 Ireland. La operadora española habría recibido el interés de tres grupos. Además del citado Hutchison Whampoa (que opera en Irlanda bajo la marca 3), Liberty Global y Eircom, antiguo monopolio de telecomunicaciones del país, han mostrado su interés por O2 Ireland, según señalan diversos medios locales. Ahora la cuestión es llegar a un acuerdo.

En el proceso de desinversión, Telefónica ha contratado como entidad asesora a Bank of America Merrill Lynch. La operación podría cerrarse a finales de junio o principios de julio.

O2 Ireland es en la actualidad el segundo operador móvil del país celta, tal y como recordaba The Irish Independent, con una cuota de mercado cercana al 27%. La filial encara la competencia en este ámbito de grupos como Vodafone, Meteor y 3.

En el primer trimestre del año, la filial irlandesa de Telefónica registró unos ingresos de 136,1 millones de euros, un 12,1% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior. A su vez, el beneficio operativo antes de depreciaciones y amortizaciones (oibda) disminuyó un 23% hasta 24 millones.

Con la venta de O2 Ireland, Telefónica aspira a captar entre 700 y 800 millones de euros. Asimismo, sería un paso más en la estrategia de venta de activos no estratégicos. Tras las desinversiones del pasado año que incluyeron Atento, un 4,7% de China Unicom o la colocación en Bolsa de un 23% de la filial alemana, Telefónica acordó a finales de abril la venta de un 40% de su negocio centroamericano con Corporación Multi Inversiones, valorado en cerca de 400 millones de euros. Bajo este último acuerdo, ambos socios crearán una sociedad conjunta en la que Telefónica aportará sus activos en Guatemala, Panamá, El Salvador y Nicaragua y sobre los que mantendrá el control.

La intención final de Telefónica con estos movimientos es reducir deuda y ampliar la flexibilidad financiera. La compañía recortó su endeudamiento en cerca de 5.000 millones de euros durante 2012 hasta situarlo por encima de los 51.200 millones. Ahora, el objetivo de la teleco española es situar su deuda por debajo de los 47.000 millones a final de 2013.

En el mercado se comenta que otros activos no estratégicos que Telefónica podría vender son el 69% de Telefónica Czech Republic; el 5% que todavía posee de China Unicom; el 2% de Portugal Telecom o el 0,8% de BBVA.

 

Presencia en el país

Telefónica entró en Irlanda en el año 2005 a través de la adquisición de O2. La firma irlandesa, anteriormente llamada Esat Digifone, había sido adquirida en el año 2000 por BT, antes de que la teleco británica decidiese segregar su negocio móvil para crear O2.

Irlanda, sacudida por la crisis económica en los últimos años, aportó en el último ejercicio algo más del 1% de los ingresos del grupo Telefónica (un total de 629 millones de euros). A su vez, O2 Ireland un 0,59% del Oibda de la teleco española.

Normas