El sector manufacturero se ralentiza en abril

¿También se frena la locomotora de China?

Banderas ondean en la fachada del Gran Salón del Pueblo, en Pekín
Banderas ondean en la fachada del Gran Salón del Pueblo, en Pekín

El índice PMI de gestores de compra en el sector manufacturero bajó en abril a 50,6, desde el máximo de 11 meses de marzo de 50,9. Los analistas esperaban un índice de 51. Cualquier dato por encima de 50 indica expansión.

El subíndice de nuevas órdenes cayó a 51,7 desde 52,3 en marzo. El mayor bajón se produjo en las órdenes de exportación, que bajó a 48,6 desde 50,9 en marzo. El dato oficial confirma el adelanto dado hace una semana por HSBC, que sugería que el motor de las manufacturas chinas, las exportaciones, se estaban ralentizando.

"La caída en abril señala que los fundamentos de la recuperación china aún no son sólidos", asegura Zhang Liqun, economista del Centro de Investigación y Desarrollo en Pekín. "Todo ello indica la posibilidad de que el crecimiento chino se frene en el futuro. Debemos trabajar para estabilizar la demanda doméstica y hacer nuestra economía más sostenible".

El dato de PMI enfría las expectativas de que la economía china crezca a una tasa del 8% entre marzo y junio, después de que en el primer trimestre la tasa de crecimiento bajara al 7,7% desde el 7,9% del trimestre anterior. El gobierno se ha fijado como obejtivo alcanzar un crecimiento del PIB del 7,5% para este año.

Los mercados europeos y la mayoría de los asiáticos no han reaccionado a la noticia económica, ya que permanecen cerrados por ser festivo el 1 de mayo.

"El sentimiento general es que China está creciendo, pero más lentamente de lo que se esperaba hace un mes", señalan los economistas de TD Securities en Singapur. "Pero no creo que haya motivos de alarma", agrega.

 

Normas
Entra en El País para participar