Estaba previsto que desaparecieran el 29 de abril

El Banco de España prorroga seis meses más el IRPH de cajas y bancos

Vista de la fachada del Banco de España.
Vista de la fachada del Banco de España. EFE

Seis meses más es el plazo que otorga el Banco de España para dejar de publicar el IRPH de cajas y bancos así como el índice de préstamos de la CECA. Ante la confusión que este tema estaba causando entre los más de millón de personas afectados por la entrada en vigor de la normativa aprobada por el Consejo de Ministros el 28 de octubre de 2011, el Banco de España ha decido poner algo de luz y atajar las dudas de una vez por todas.

En principio el pasado 29 de abril estos índices de referencia dejaban de ser oficiales y por tanto el supervisor ya no los publicaría. Pero ante la falta de un régimen de transición, el organismo ha aclarado que continuará actualizándolos. La fecha tope que fija el organismo que preside Luis María Linde es el próximo 6 de octubre. No obstante, advierte que si para esa fecha el régimen de transición no está aprobado los índices seguirán siendo oficiales.

La razón que argumenta el supervisor es que no es hasta esa fecha cuando se cumple un año de año de la entrada en vigor de la orden y de su normativa de desarrollo. 

De momento, todos aquellos que tengan referenciadas su préstamos e hipotecas a uno de estos índices tendrán que esperar a conocer el veredicto del Ejecutivo. No existen datos oficiales sobre el número de personas afectadas, sin embargo, fuentes de Idealista y HelpMyCash estiman que podría oscilar entre el 10% y el 15% del volumen total de préstamos destinados a la compra de una casa. Así, y si se toman como referencia el saldo de crédito de la Asociación Hipotecaria Española a fecha de febrero de 2013 (853.547 millones de euros) y una hipoteca media de 100.000 euros, aproximadamente entre un millón y un millón y medio de personas estarían a la espera de que Economía emita una dictamen.

El IRPH de bancos concluyó el mes del marzo en el 3,219%, el de las cajas, en el 3,796% mientras que el de la CECA cerró en el 5,75%. Estos se encuentran lejos de los niveles marcados por el euríbor que en ese mimo periodo se situó en el 0,545%. No obstante, hay que tener en cuenta que a las hipotecas referenciadas a este último se les aplica un diferencial. Los tipos adicionales permiten a las entidades blindarse de las consecutivas caídas del euríbor a 12 meses. 

En un contexto en que la financiación es el gran obstáculo de muchas compañías, los bancos trasladan al cliente estos costes mediante la aplicación de unos tipos adicionales que desde enero de 2012 hasta enero de este año han subido de media un 50%, impidiendo así que los hipotecados se beneficien de las rebajas del euríbor.

Normas