El bono marca nuevo mínimo anual en el 4,72%

El Ibex se aleja de mínimos y sube el 1,1%

Los resultados de Alcoa y una inflación china más suave de lo previsto permiten el repunte

La política del Banco de Japón anima la entrada de dinero en la deuda europea y española

Un inversor toma una foto de la pizarra de índices en la Bolsa de Madrid.
Un inversor toma una foto de la pizarra de índices en la Bolsa de Madrid. EFE

El Ibex ha conseguido alejarse de los mínimos anuales con una subida del 1,1%, si bien no ha sido capaz de reconquistar los 7.900 puntos. En paralelo, la deuda soberana prolonga su mejora y la rentabilidad del bono ha descendido hoy al mínimo anual, del 4,725%, regresando así a niveles de noviembre de 2010.

IBEX 35 9.329,80 -0,11%

La Bolsa española es la que mejor ha reaccionado en Europa al alentador inicio de la campaña de resultados en Estados Unidos, que ha vuelto a inaugurar Alcoa, y al dato de inflación de China, que revela que las presiones inflacionistas se han relajado mucho más de lo esperado. Así, Alcoa mejoró sus beneficios en el periodo enero-marzo aunque con menores ventas. La compañía anunció ayer al cierre de los mercados un beneficio neto de 149 millones de dólares durante el primer trimestre del año, lo que supone un aumento del 58% respecto al mismo período del ejercicio pasado. Y en China, la inflación se ha situado en marzo en el 2,1% interanual, frente al 3,2% del mes anterior y por debajo incluso del 2,5% esperado por los analistas consultados por Bloomberg.

En este contexto, y después de marcar ayer mínimos anuales, el Ibex ha recuperado el pulso y ha cerrado con un alza del 1,1%, hasta los 7.872,5 puntos. Los 7.900 aún se le han resistido y no ha conseguido alcanzarlos en ningún momento de la jornada. Y en paralelo a la subida de la Bolsa, la deuda soberana ha proseguido un día más su mejora, alentada además por la rotación de activos que se aprecia estos días hacia la deuda europea desde la deuda japonesa, con rentabilidades mínimas después de activarse el programa de compras del Banco de Japón.

La rentabilidad del bono español a diez años ha descendido al 4,726%, a un nuevo mínimo anual con el que consolida los niveles a los que cotizaba en noviembre de 2010. Y la prima de riesgo desciende ligeramente hasta los 346 puntos básicos, con lo que ya purga casi del todo la influencia del rescate a Chipre, sin que en esta semana se haga evidente ningún tipo de contagio por la crisis política de Portugal.

Por valores, las mayores subidas del selectivo han correspondido a Abengoa, que sube el 8,72% tras anunciar la construcción de una planta de reciclaje de aluminio en Alemania; Sacyr, que despunta el 7,37% y Repsol, con el 3%. En el lado de las caídas aparece un puñado de solo cinco valores con Viscofan a la cabeza, que se deja el 1,45%.

El euro se ha apreciado un día más y ha subido otro 0,65%, hasta los 1,3093 dólares. Por su parte, el yen continúa depreciándose a consecuencia de la política emprendida por el Banco de Japón con la que favorecer las exportaciones y ha marcado un cambio de 129,5 unidades por euro, un nivel sin precedentes desde enero de 2010.

Al otro lado del Atlántico, el Dow Jones ha vuelto a marcar un nuevo máximo histórico y cierra la sesión con un alza del 0,4%. Después de unos comienzos dominados por las dudas a consecuencia de la suspensión Herbalife, los inversores fueron recuperando los ánimos conforme avanzaba la jornada y las ganancias han terminado por imponerse en el S&P 500 (0,35%) y el tecnológico Nasdaq (0,48%).

Normas