La economía de la zona euro se desploma en 2012

Ya solo crece el PIB en Estonia y Eslovaquia

En el conjunto de la Unión Europea la caída se limitó al 0,1%

Seis de los 17 países de la Eurozona, en recesión durante el último trimestre de 2012

La canciller alemana, Angela Merkel, habla tras la cumbre europea del 8 de febrero.
La canciller alemana, Angela Merkel, habla tras la cumbre europea del 8 de febrero. REUTERS

El PIB de la zona euro se contrajo un 0,6% en el último trimestre de 2012 con respecto a los tres meses anteriores. En el conjunto de la Unión Europea la caída se limitó al 0,1%, según la primera estimación del dato avanzada por la oficina comunitaria de estadística, Eurostat.

Con respecto al mismo periodo del año anterior, los datos son aún más alarmantes. La zona euro experimentó una caída del 0,9% y la Unión Europea del 0,6%. Todo esto supone una reducción anual del 0,5% y el 0,3%, respectivamente.

Por países, tan solo Estonia (+0,9) y Eslovaquia (+0,2%) mantienen una ligera expansión de su actividad. En el lado opuesto, Italia (-0,9%), Portugal (-1,8%) y España (-0,7%) son los protagonistas de las mayores caídas. Alemania y Francia han sorprendido hoy, aunque de forma negativa, a los analistas: sus caídas fueron del 0,6% y el 0,3%, respectivamente. En total, seis de los 17 países miembros de la Eurozona se encontraban en recesión durante el último trimestre de 2012 (España, Italia, Chipre, Países Bajos, Portugal y Finlandia), a la espera de que se conozcan los datos actualizados de Grecia y Eslovenia, y Luxemburgo, que ya experimentó una contracción de su actividad en los tres meses anteriores. Por tanto, puede que finalmente nueve naciones cerraran 2012 en negativo.

El Instituto Nacional de Estadística italiano (Istat) ha declarado que durante el pasado año, el PIB nacional se redujo un 2,2%, respecto a 2011. La reducción del 0,9% durante los últimos tres meses del año, supone el sexto trimestre seguido caídas, algo que no se había producido desde el periodo comprendido entre 1992 y 1993. El responsable de esta caída durante el último trimestre del año es la disminución de los valores adjuntos en todos los sectores de la actividad económica: agricultura, industria y servicios, según ha declarado el Istat. Además, el Instituto de Estadística ha afirmado que, de no cambiar la situación, el PIB se contraerá un 1% durante 2013.

Por su parte, Portugal experimentó una contracción del 3,2% en 2012, mayor que la experimentada el año anterior (1,6%). La contracción de 2012 fue ligeramente superior a las estimaciones del Gobierno y de los pronósticos de la UE y el Fondo Monetario Internacional, y se debe, según los cálculos del organismo de estadística luso a la disminución de la contribución positiva de la demanda externa líquida, especialmente a través de una reducción de las exportaciones de bienes y servicios.

Normas