Acuerdo sobre las garantías que exige Helsinki

Finlandia dará su apoyo a la banca española a cambio de avales por 770 millones

España y Finlandia alcanzaron ayer un acuerdo sobre las garantías que exige Helsinki a Madrid para tener acceso a la ayuda europea a la banca española, establecida en un máximo de 100.000 millones de euros.

Según han explicado fuentes de la Administración, el pacto, suscrito entre Finlandia y el Fondo de Garantía de Depósitos, se basa en el modelo del anterior compromiso relacionado con el programa griego y en el acuerdo sobre colateral del Eurogrupo del 3 de octubre de 2011. Helsinki es el único país que había exigido garantías adicionales antes de suscribir el rescate bancario aprobado por el Eurogrupo el mes pasado.

La cantidad máxima requerida de colateral es de 769,92 millones de euros, en caso de que se desembolsen los 100.000 millones previstos como máximo. El montante equivale al 40% de lo que corresponda avalar a Finlandia en el marco de esta asistencia financiera, y cubrirá la participación finesa, independientemente de que los préstamos provengan del fondo de rescate FEEF o del MEDE, que todavía no ha entrado en vigor.

El colateral pactado se colocará en una cuenta de reserva y se invertirá en bonos de los países de la zona euro que tengan elevada calificación crediticia.

La cuota de Finlandia en los avales de la FEEF es del 1,9248%. La obligación de colateral en términos agregados para el primer desembolso de 30.000 millones de euros (que, según Economía, estará realizado a finales de mes) será de 231 millones de euros, resultado de multiplicar ese montante por la cuota finesa y el 40% que se avalará.

Renuncia a los intereses

A cambio del colateral, Helsinki renuncia a los intereses que le corresponderían por su contribución. Además, Finlandia ha aceptado pagar el total del capital que debe aportar al MEDE en una sola vez. El acuerdo llega antes de la teleconferencia del Eurogrupo prevista para este viernes para aprobar definitivamente las condiciones del préstamo europeo a la banca española.