Aceptará garantías de menor calidad para acceder a su financiación

El BCE ayuda a la banca flexibilizando su colateral

El BCE ha ampliado hoy el rango de activos que admite como colateral para acceder a su financiación, un movimiento diseñado a la medida de las necesidades de la banca española, que se ha disparado hoy en Bolsa.

El Banco Central Europeo (BCE) anunció hoy que va a flexibilizar las condiciones para prestar dinero a los bancos comerciales de la zona del euro. En concreto, la entidad ha rebajado el rating mínimo exigido cuando los bancos depositan determinados activos como colateral a la hora de pedir liquidez al banco.

Así, aceptará titulizaciones de créditos de consumo y del automóvil, así como de hipotecas para empresas siempre que tengan un rating equivalente a A3 o A- para Moody's o S&P. Estas titulizaciones estarán sujetas a un descuento a la hora de pedir dinero al BCE del 16%.

También aceptará el banco titulizaciones hipotecarias, de créditos a empresa, al consumo o al automóvil cuando tengan un rating de Baa3 para Moody's o BBB- para S&P. El descuento para estas titulizaciones oscilará entre el 26% y el 32%.

La flexibilización de los requisitos para el acceso a la financiación del BCE ha sido la principal causante de la reducción de la prima de riesgo en España, que ha cerrado en 579 puntos básicos. El bono a 10 años se paga en el mercado secundario a un 6,37% de interés, casi un punto porcentual menos que este lunes.

Los analistas interpretan el movimiento del BCE como una ayuda para aliviar la presión de los mercados sobre España. La ampliación del colateral sirve para que la banca española pueda seguir accediendo a la financiación de Fráncfort pese al deterioro de sus activos. La primera consecuencia ha sido una subida generalizada del sector en la Bolsa; además, dado que la banca nacional es la principal compradora de deuda soberana española, la medida ha servido para recortar la rentabilidad de esta.