Cospedal insta a dejar de financiar las recetas más baratas

Los médicos de familia defienden el copago de fármacos por renta

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, lanzó ayer una nueva idea para recortar 7.000 millones en gasto sanitario: dejar de financiar las recetas más baratas. Ante eso, los médicos se oponen aunque aprueban el copago farmacéutico por renta.

Los médicos de familia defienden el copago de fármacos por renta
Los médicos de familia defienden el copago de fármacos por renta

En el Día Nacional de la Atención Primaria, celebrado ayer, los médicos de familia se mostraron a favor del copago de medicamentos en función de la renta, al considerarla una medida "equitativa". Sin embargo, criticaron los recortes en sanidad por estimar que "en estos momentos se debería hacer lo contrario, invertir en atención primaria".

Para Josep Basora, presidente de la Sociedad Española de Familia y Comunitaria (semFYC), "la prestación farmacéutica tal y como está concebida ha quedado antigua y tiene que ponerse al día". Basora consideró que la simple clasificación actual entre pensionistas, que no pagan medicamentos, y los activos, que abonan una parte, "no responde a la situación social y económica, por lo que sería más justo contribuir en función de la renta".

Medicamentos baratos

Respecto a la medida propuesta ayer por la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, en la que abogó por que la Seguridad Social deje de financiar los medicamentos más baratos, los facultativos de atención primaria se oponen.

Desde su punto de vista, no se debe sacar a ningún fármaco de la financiación pública, ya sean baratos o se utilicen para patologías más leves. Tampoco consideran acertada la iniciativa catalana de cobrar un euro por receta.

En este sentido, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, respondió en una entrevista a Abc Punto Radio, que "esa tasa debería depender del nivel de renta, pero también habrá que estudiar si es viable o no el copago por consulta o por intervención en los casos de rentas altas".

Los médicos de familia firmaron ayer un manifiesto, que bajo el lema Por tu salud y por la nuestra, hacen hincapié sobre los posibles efectos de los recortes sanitarios. "Podría conducir a unas consultas mucho más masivas, menos tiempo para los pacientes y una merma en la calidad, lo que afectaría a la salud de la población", según señalan en el documento.

Los profesionales de la atención primaria consideran que se debería dotar de más medios a estos profesionales porque son los que gestionan, identifican y corrigen las bolsas de ineficiencia. En su mano está la clave para evitar la duplicidad de las pruebas, la coordinación asistencial y el uso adecuado de los recursos, entre otros cometidos.

Por ello, reclaman que "cualquier medida que se adopte se debata anteriormente con los profesionales sanitarios".

Los profesores prevén un retroceso de 30 años

"Subir ratios, acabar con los programas de atención a la diversidad y endurecer hasta límites insospechados las condiciones laborales del profesorado van a producir más problemas de los que se van a resolver", sostuvieron ayer desde el sector nacional de enseñanza del sindicato CSIF.

Por ello, prevén que estos recortes "pueden suponer un efecto nefasto para los intereses de la sociedad española, que verá cómo los niveles educativos retroceden 30 años". Además, advierten que las aulas construidas en los últimos 10 años no están preparadas para admitir tantos alumnos como se pretenden y que algunos de los ajustes barajados suponen modificar algunas leyes, como la LOE y otras de menor rango.

Por otro lado, los profesores de ANPE critican la opacidad del Gobierno. Será el próximo lunes cuando el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert, comunique a las comunidades autónomas en la conferencia sectorial las propuestas que tiene para recortar 3.000 millones de euros.

"Estos nuevos recortes anunciados, que incluyen el aumento del horario lectivo y el incremento de las ratios, pueden hacer inviable no solo la atención de calidad a los alumnos sino el desarrollo de los programas de mejora de los centros", advierten desde este sindicato independiente.

Para los profesores el horario de trabajo resulta una de las cuestiones fundamentales que se debe establecer en el estatuto del docente, "por lo tanto, la imposición de estas nuevas medidas pueden hacer inviable esta norma básica que el ministro ha prometido en esta legislatura", aclaran desde ANPE.

Los maestros creen necesario "un pacto de mínimos" para una educación de calidad que garantice un mejor futuro.

La cifra

15,7% es el porcentaje del gasto sanitario que supone la atención primaria en las comunidades autónomas, excluidos los gastos de farmacia.