Aumentan las empresas con más de 10 millones de pasivo

El número de concursos de acreedores cayó en febrero

En el mes de febrero cayó el número de empresas en concurso de acreedores, respecto al mismo mes de 2011. El año pasado se alcanzó la mayor cifra registrada en España, 6.755 empresas en concurso.

El pasado mes de febrero se registraron en España 559 concursos de acreedores, frente a los 581 del mismo mes de 2011. De los 559 concursos declarados en febrero, 182 fueron concursos abreviados y 377 ordinarios (con un pasivo superior a los 10 millones de euros), según datos recogidos por el despacho Gesico. En el mismo mes de 2011 el número de concursos abreviados fue de 351 y el de ordinarios de 230.

"El incremento de los concursos ordinarios se debe en gran medida a los malos datos económicos de 2011, que generaron la presentación de numerosas comunicaciones del artículo 5.bis de la Ley Concursal durante el cuatro trimestre del año, que se han transformado en concursos ordinarios durante los meses de enero y febrero de 2012", explica José Martínez Carrera, director general de Gesico. El artículo 5.bis de la actual Ley Concursal se corresponde con el 5.3 de la anterior Ley Concursal, según el cual una empresa que se acoge a dicho artículo dispone de hasta cuatro meses para negociar con sus acreedores un convenio que evite su declaración en concurso; durante ese periodo la empresa logra blindarse frente a posible solicitudes de concursos de terceros (acreedores).

En 2011 el número de empresas y personas que se declararon en concurso de acreedores creció el 13,3% en comparación con 2010, y alcanzó los 6.755, la mayor cifra alcanzada nunca en España. Según la Estadística del Procedimiento Concursal elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), una de cada tres empresas que se declararon en concurso en 2011 se dedicaba a la construcción y promoción inmobiliaria.

Desde el inicio de la crisis, los mayores concursos de acreedores registrados en España han sido los de Martinsa Fadesa, con 7.000 millones de euros de deuda, declarada en concurso de acreedores en julio de 2008, el mayor habido nunca en España (la compañía aprobó convenio de acreedores en marzo de 2011). Tras él se sitúan las inmobiliarias Habitat, Sacresa, Noriega, Tremón y Aifos, todas con más de 1.000 millones de euros de deuda (las catalanas Habitat y Sacresa se declararon en concurso con más de 2.000 millones de deuda). Con unos 700 millones de deuda fueron a concurso las inmobiliarias Nozar, Llanera y Lábaro. El año pasado el mayor concurso de una empresa no inmobiliaria fue el de las sociedades del Grupo Nueva Rumasa, con un pasivo total superior a los 1.400 millones.