Muy confidencial

Ex ministros desubicados

Pasar de ser un superministro con gran peso en el Gobierno a diputado raso en la oposición en apenas mes y medio tiene que ser un cambio muy brusco para un político. Es lo que le ha sucedido a José Blanco, extitular de Fomento y exportavoz del Ejecutivo. Atrás quedan los tiempos en que llegaba al Congreso rodeado de asesores ministeriales y concitaba un rápido interés mediático por la envergadura y el gran número de asuntos con los que le tocaba lidiar.

Ayer llegó solo al Congreso, unos minutos antes de las 9 de la mañana, y aguardaba también solo al ascensor que le subiría a su despacho, una imagen insólita hace solo unas semanas. Ahora incluso se detiene en los pasillos para contar anécdotas a los periodistas, entre ellas, la de cómo tuvo que volver a suspender un plan familiar varias veces retrasado cuando en el puente de diciembre de 2010 el Gobierno tuvo que decretar el cierre del espacio aéreo por el conflicto de los controladores.