El selectivo ha caído un 2,73% y el diferencial ha subido hasta los 352 puntos

Europa defrauda, el Ibex se hunde y la prima se dispara

Las dudas sobre la capacidad de Europa para encontrar una salida a la crisis ponen a los inversores contra la espada y la pared. Los rumores en torno a la cumbre europea que se celebrará el domingo han condenado al Ibex, que se ha hundido un 2,73%, hasta 8.608,2 puntos, y a la prima de riesgo, que se ha disparado a 352 puntos.

La tensión se masca en la Bolsa. En los últimos tres cuartos de hora de la sesión, las pérdidas se han agravado, el Ibex se ha hundido un 2,73% y la prima de riesgo se ha disparado hasta los 352 puntos básicos desde los 337 de ayer. El enésimo rumor es que este domingo no se va tomar ninguna decisión sobre el mítico fondo de rescate, si es que la cumbre llega a celebrarse... La banca, de nuevo, ha vuelto a ser la más castigada.

Y es que Europa confirma que su más profunda esperanza es que los problemas de Grecia y de la eurozona se resuelvan solos. Citando fuentes tanto de la coalición de centro derechas de la canciller Angela Merkel como de su propio Gobierno, el diario Die Welt dijo que la razón para el eventual retraso es el estancamiento de las negociaciones sobre el posible apalancamiento del fondo de rescate de la eurozona.

Banca italiana

IBEX 35 7.366,80 0,91%

A toda esta confusión hay que añadir nuevas informaciones que apuntan que "los bancos franceses y alemanes han cortado las líneas de liquidez a la banca italiana", señala Luis Benguerel, operador de Interbrokers. Los bancos italianos han sido los valores más castigados del Euro Stoxx 50, con retrocesos en el entorno del 10% tanto para Unicredit como para Intesa. El Mib italiano se ha desplomado un 3,78%.

Como suele ocurrir en los últimos tiempos, Europa defrauda, las Bolsas se desploman y los inversores huyen de los bancos y de la deuda soberana. BBVA se ha dejado un 4,93% y el Santander, un 4,8%. El Dax alemán se ha dejado un 2,49%; el Cac, un 2,32%; y el Footsie, un 1,21%. Ni siquiera la intervención del Banco Central Europeo (BCE) en el mercado secundario de deuda ha logrado frenar el repunte de los rendimientos de los bonos españoles (desde el 5,4% al 5,5%) e italianos (hasta el 6% desde el 5,9%).

En un segundo plano quedan las importantes citas de hoy. Y es que el Tesoro se ha sometido a una prueba de fuego, después de que Moody's rebajara la nota a la deuda española. En la subasta celebrada esta mañana, ha conseguido colocar cerca del máximo y la demanda ha sido elevada.

Un día más Moody's amanecía como la estrella invitada en el parqué. Si hace dos jornadas recortó la calificación de la deuda española, siguiendo la estela de Fitch y S&P, ahora les ha tocado el turno a las comunidades autónomas, en concreto a diez de ellas, y a la gran banca. Santander, BBVA, Caixabank y la Confederación Española de Cajas de Ahorro (CECA) están ahora en el punto de mira, después de que la agencia haya degradado su nota un escalón.

Wall Street

Al cierre de la sesión en Europa, los índices de Wall Street experimentaban suaves pérdidas, después de una batería de datos mcroecónomicos con luces y sombras. El dato de paro semanal en Estados Unidos no puede considerarse malo, el número de peticiones cayó en 6.000, hasta las 403.000, pero tampoco bueno: "Sigue siendo superior a los niveles de finales de septiembre".

El índice de la Fed de Filadelfia, que mide la actividad manufacturera de la región, superó las expectativas, al alcanzar en octubre los 8,7 puntos, frente a los -9,4 puntos de septiembre. La venta de viviendas de segunda mano en septiembre cayó un 3%, cuando el mercado esperaba un descenso del 2,3%; y el índice de indicadores líderes de septiembre igualó las expectativas, con un crecimiento del 0,2%.

En el mercado de divisas, el euro retrocede posiciones, después del casi continuado rally desde comienzos de octubre, cuando se cambiaba a 1,32 dólares. Hoy, se cruza a 1,37 dólares, cayendo desde los 1,38 dólares de ayer.