Por los daños causados por el terremoto en Fukushima

Tepco solicitará 9.454 millones a Japón para cubrir los gastos de compensación

La Compañía Eléctrica de Tokio (Tepco) planea solicitar al Gobierno japonés mil billones de yenes (9.454 millones de euros) en concepto de ayuda para cubrir los gastos de compensación generados por los daños causados por el accidente nuclear en la central de Fukushima-1, según han informado varias fuentes.

Tepco incluirá la petición en un plan operativo especial que será formulado a principios de noviembre por la empresa. Los pagos de compensación costarán a la empresa alrededor de 4.500 billones de yenes (42.543 millones de euros), a pagar en los próximos dos años. Para conseguir el apoyo económico del Ejecutivo nipón, Tepco pospondrá los incrementos en los precios de la electricidad y reiniciará la actividad de la central nuclear de Kashiwazaki Kariwa, en la prefectura de Niigata, en el próximo año fiscal, según ha informado el diario japonés The Yomiuri Shimbun. Según un informe publicado el 3 de octubre por un organismo gubernamental, se está redactando un plan de emergencia para ayudar a la compañía a hacer frente a los pagos. El texto será enviado el mes que viene al ministro de Economía, Comercio e Industria, Yukio Edano, para su aprobación.

La compensación oscilaría entre los 700.000 y los 800.000 millones de yenes (entre 6.620 y 7.567 millones de euros) a finales de año natural, pero alcanzaría la cantidad solicitada a finales del año fiscal. Sin embargo, Tepco planea solicitar oficialmente que la ayuda comience a finales de octubre, según estas fuentes.

El informe del Comité de Gestión e Investigación de Finanzas del grupo también recalca que la empresa ha sobreestimado los costes utilizados para calcular las tasas de la electricidad. Como el Ministro de Industria ha decidido crear un panel de expertos para revisar el sistema actual, el fondo encuentra complicado buscar aumentos en los precios de la electricidad. Tepco intentó enviar un plan al Gobierno para aumentar las tasas en un 15 por ciento a partir de la próxima primavera.