Pese a las intenciones de elevarla al 51%

La banca no aceptará una mayor quita de la deuda helena

El Instituto de Finanzas Internacionales (IIF en inglés), que se manifiesta en nombre de bancos y aseguradoras, afirma que no cambiarán el acuerdo alcanzado en julio, que fija en el 21% la quita de la deuda griega, frente al 51% que Alemania y Francia podrían proponer en sus planes para zanjar la crisis en la eurozona.

El Instituto de Finanzas Internacionales (IIF por su denominación en inglés) rechaza que los bancos vayan a aceptar una quita mayor de la deuda griega a la acordada el pasado 21 de julio, en que fijaban la misma en el 21%.

Los líderes de Francia y Alemania, Nicolas Sarkozy y Angela Merkel, se reunían el domingo en Berlín para conformar un plan para la recapitalización de la banca europea, prometiendo zanjar la crisis del euro este mismo mes. Entre las medidas que compondrían dicho plan podría estar una ampliación de la quita de la deuda griega, elevándola hasta el 50%, justificándola con la búsqueda de una "solución duradera" para el país heleno.

Sin embargo, los acreedores privados no parecen estar dispuestos a pasar por el aro. Uno de los responsables del IIF, que engloba a la banca y a las aseguradoras, ha afirmado que "no hay planes para cambiar el acuerdo", el cual suscribieron algunos de los bancos más expuestos a la deuda griega, Deutsche Bank y BNP Paribas. Hung Trank, subdirector gerente del IIF, ha declarado a Bloomberg que "los potenciales costes y riesgos de revisar el acuerdo supera con creces los posibles beneficios. El acuerdo del 21 de julio es equilibrado, con cocesiones importantes de los inversores privados. Debemos recordar al sector público que tenemos que preservar el carácter voluntario de nuestro acuerdo, y por tanto cumplirlo y aplicarlo".

BNP PARIBAS 50,51 0,34%