Rechaza los apoyos económicos del Gobierno autonómico

Lear ratifica el cierre definitivo de su fábrica en Logroño

El fabricante de componentes del automóvil Lear Corporation ha rechazado los apoyos económicos propuestos por el Gobierno de la Rioja y ratificado el cierre definitivo de su fábrica en Arrúbal (La Rioja), que ocupa a 305 trabajadores. El presidente de la división de la multinacional para Europa y África, Gideon Jewel, ha dirigido una carta al consejero autonómico de Industria, Javietr Erro, en la que subraya que , tras agradecer la oferta de ayudas, subraya que "no se trata de una cuestión de inversión, sino de inviabilidad de la planta", por lo que el cierre es inevitable.

Jewel justifica "esta dolorosa decisión" en base a una caída de la actividad del 40%, y al hecho de no haber conseguido atraer nuevo negocio en el difícil contexto económico actual y futuro del sector de componentes automovilísticos. GMP Auditores, empresa contratada por la multinacional, estima en un 60% la sobrecapacidad de la planta. El balance de la fábrica riojana acumula pérdidas de 1,3 millones desde 2009. Este déficit es discutido por los trabajadores, por estimar que se debe al desvío para enjugar pérdidas de otras fábricas del grupo.