Dow Jones se dispara un 2,26%, S&P avanza al 2,83% y Nasdaq se anota un 3,32%

Wall Street planta cara a los malos augurios

El temor hacia la recesión disminuye entre los inversores al igual que se apagan las alarmas por el huracán Irene. El voto de confianza a Bernanke y su decisión de aplazar nuevos estímulos propulsa las compras en los tres índices.

Ben Bernanke prolongó el pasado viernes la intriga sobre una posible tercera ronda de estímulos hasta septiembre. Entretanto, los inversores han reflexionado sobre sus palabras y han debido de pensar que, si el presidente de la Fed no ha creído oportuno un lanzamiento inmediato de medidas de estímulo, es porque el estado de la economía no es alarmante como se pensaba.

Wall Street comienza la semana embalado. Tras una apertura con alzas en torno al 1%, a media sesión las ganancias se disparaban ya hasta el 2%, apoyadas en los buenos datos macro de gastos e ingresos personales. El buen ánimo no ha decaído y al cierre, el Dow Jones gana un 2,26% y se sitúa en los 11.539 puntos; el S&P se anota otro 2,83% hasta los 1.210 enteros y el Nasdaq sube un 3,32% hasta colocarse en los 2.562 enteros.

El temido huracán Irene ha quedado atrás, y los vientos retoman la dirección de la semana pasada, la primera en más de un mes en cerrar en positivo. Si en los últimos siete días el ánimo se mantuvo elevado por la expectación ante el posible anuncio de una tercera ronda de estímulos, que al final no se concretó, el próximo mes podría seguir la misma ruta. La razón: Ben Bernanke, el presidente del banco central de EE UU, pospuso en su discurso del pasado viernes la concreción de las medidas a adoptar hasta la próxima reunión de la Fed, que tendrá lugar el 20 y 21 de septiembre.

Las cifras macro también han servido hoy para darle un empujón al selectivo. El gasto personal ascendió en julio al 0,8%, frente al -0,2% anterior, el mayor ascenso en los últimos dos años, y los ingresos personales aumentaron el mes pasado hasta un 0,3%, dos décimas por encima de junio.

El rally de valores ha venido capitaneado por Bank of America, cuyas acciones han subido un 8,12% tras anunciar que venderá 13.100 millones de títulos, la mayor parte del banco chino CCB. Y la farmacéutica Pfizer se ha anotado un notable ascenso del 3,68%, una vez dada la aprobación sanitaria para su nuevo medicamento contra el cáncer de pulmón. Amazon creció también un 3,63% gracias a las positivas previsiones de los analistas frente al lanzamiento de un nuevo tablet que podría plantar cara a Apple.

El oro se ha derrumbado a lo largo de la sesión y se paga a 1.789,05 dólares la onza. El barril de West Texas cuesta 87,50 dólares, frente a los 112,49 del Brent.

Las principales Bolsas europeas han cerrado todas al alza. La griega, particularmente, ha vivido hoy una jornada extática por la fusión de los dos principales