El gasto de los consumidores en EE UU registró en julio el mayor aumento en dos años

El gasto de los consumidores de Estados Unidos subió el pasado mes de julio un 0,8%, lo que supuso superar las previsiones de los analistas y el mayor aumento en dos años.

La subida de julio ayuda a mitigar el mal dato de junio, cuando el gasto cayó un 0,2% según el dato revisado y tuvo su primera disminución en casi dos años. Por su parte, los ingresos de los trabajadores crecieron un 0,3%, informó hoy el Departamento de Comercio.

El gasto de los consumidores tiene un impacto sustancial en la economía de Estados Unidos, ya que supone casi el 70% del Producto Interior Bruto (PIB), que sigue creciendo a un ritmo lento (un 1% en el segundo trimestre, según el último informe del Departamento de Comercio).

Entre abril y junio, el gasto solamente creció un 0,4%, el peor dato trimestral desde hace más de un año y muy por debajo del 2,1% registrado entre enero y marzo.

En cuanto a los ingresos de los trabajadores, aumentaron en julio un 0,3%, frente al incremento de un 0,1% en junio.

Mientras, la tasa individual de ahorro bajó al 5% en julio desde el 5,5% de junio, cuando alcanzó el nivel más alto en lo que va de 2011.

Y el índice de precios en gastos de consumo, una de las tres medidas de la inflación en Estados Unidos y a la que le mucha presta atención la Reserva Federal, creció un 0,2% en julio, frente a una disminución del 0,2% en el mes anterior.