La defensa pedía la libertad bajo fianza de un millón de dólares

La juez ordena prisión sin fianza para Strauss-Kahn

La juez del Tribunal Penal de Manhattan Melissa Jackson ha decidido que el director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, continúe en prisión. El tribunal no ha aceptado la petición de libertad bajo fianza solicitada por la defensa.

Los abogados del director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, habían propuesto que su cliente fuera puesto en libertad bajo fianza de un millón de dólares rechazando los cargos que se le imputan. Además, reclamaron a la jueza que permitiesen a DSK, como es conocido en Francia, residir en la casa que tiene su hija en Nueva York durante el proceso, con una fianza de un millón de dólares.

De forma infructuosa: la jueza del Tribunal Penal de Manhattan Melissa Jackson ordenó que Strauss-Kahn fuera mantenido bajo custodia por los cargos por delitos sexuales que se le imputan ya que si éste abandonara Estados Unidos no se le podría obligar a volver. Jackson concedió que el político francés incurre en riesgo de fuga.

"Prácticamente, no tiene ningún incentivo para permanecer en el país", alegó la vicefiscal del distrito Artie McConnell a la jueza. En este sentido, la fiscalía de Nueva York ha señalado que las primeras pruebas forenses realizadas en el caso y basadas en análisis de ADN vienen a confirmar la versión de la demandante.

El director del FMI fue detenido el sábado en un aeropuerto de Nueva York tras haber sido denunciado por una empleada del hotel en el que había pernoctado. Sobre él pesan los cargos de intento de violación, detención ilegal y acto sexual delictivo. De momento, la supuesta víctima ha identificado a DSK en una rueda de reconocimiento.

La próxima vista tendrá lugar el próximo viernes 20 de mayo. Strauss-Kahn se enfrenta a una pena de entre cinco y 25 años de cárcel.