El financiero demanda casi un millón de euros

Javier Tallada lleva a juicio a Ezentis

Fue el principal accionista de la compañía durante años, pero ahora se citan en los tribunales. Javier Tallada ha demandado a Ezentis y reclama casi un millón de euros.

El empresario Javier Tallada
El empresario Javier Tallada

La batalla judicial en Ezentis se recrudece. La antigua Avánzit ha sumado a su ya larga lista de litigios un pleito con su antiguo presidente y exprincipal accionista. Se trata del financiero Javier Tallada, que llegó a la compañía en 2006 y que ahora reclama casi un millón de euros.

Según varios documentos oficiales, Tallada ha presentado una demanda contra Ezentis en la que solicita la terminación por incumplimiento del contrato de asesoramiento firmado en noviembre de 2008 entre la empresa y su sociedad Rustraductus. El financiero pide una indemnización de 844.000 euros, más otros 100.000 euros en intereses de mora.

La demanda ha sido admitida por el Juzgado de Primera Instancia número 90 de Madrid. Lo hizo el 22 de febrero pasado y pocos días después respaldó la petición de medidas cautelares de Tallada, que solicitó la constitución de un aval por un millón de euros.

EZENTIS 0,11 -2,26%

Pero Ezentis no se ha quedado quieta. La compañía ha contestado la demanda y ha presentado a su vez una demanda reconvencional en la que solicita la devolución de las cantidades abonadas a Rustraductus hasta la fecha por el contrato de asesoramiento.

Fuentes oficiales de la empresa reconocen que el contrato existió, pero que no ha sido incumplido, sino que el nuevo presidente de Ezentis, Mario Armero, lo rescindió cuando implantó la política de contención de costes.

Ruptura de relaciones

Este cruce de denuncias pone de manifiesto el deterioro de las relaciones entre Tallada y Ezentis. Por ahora, el conflicto entre el empresario y la sociedad se había limitado a la batalla con el principal accionista de Ezentis, el fondo TSS Luxembourg, liderado por el banco japonés Nomura y asesorado en España por Thesan Capital.

En septiembre del año pasado, Tallada inició un procedimiento ante la corte de arbitraje de la cámara de Comercio de Madrid contra TSS Luxembourg por incumplimiento del pacto de accionistas firmado entre ambos en 2008.

En ese momento, Ezentis aseguró que el procedimiento no tenía nada que ver con las relaciones entre la compañía y Tallada, pero la actual demanda deja claro que el conflicto es total.

La historia de Tallada en Ezentis salta, de esta forma, a un nuevo capítulo. Después de llegar al capital para intentar reconvertir la conflictiva Avánzit, el empresario tuvo que dar entrada a TSS Luxembourg en 2008 por los problemas financieros de la empresa. Las dos partes llegaron a un acuerdo para sindicar sus acciones, pero la situación fue empeorando y las relaciones se fueron deteriorando hasta que la denuncia de Tallada provocó la ruptura absoluta.