Hasta 217 millones

Delta Airlines aumentó un 62% sus pérdidas en el primer trimestre

La aerolínea estadounidense Delta Airlines registró en el primer trimestre unas pérdidas de 318 millones de dólares (217,2 millones de euros), lo que supone un 62% más con respecto a los 'números rojos' registrados en el mismo periodo del ejercicio anterior, de 256 millones de dólares (174,9 millones de euros).

A este resultado contribuyó el impacto de 610 millones de dólares (416,6 millones de euros) atribuido a un alza del 30% del precio del combustible.

"El combustible es el mayor desafío que enfrenta esta industria y Delta se ha visto obligada a reducir su capacidad, implementar nuevas tarifas, ampliar la cobertura de combustible y recortar en lo posible la estructura de costes con el fin de compensar el impacto del combustible en nuestros ingresos", ha explicado el director ejecutivo de Delta, Richard Anderson.

Entre estas medidas, Delta ha aumentado sus tarifas en las rutas domésticas, ha actualizado sus recargos en las rutas internacionales y ha reducido su capacidad para el segundo semestre de 2011.

Además, ha anunciado la retirada de 130 aviones, los menos eficientes de su flota para los próximos 18 meses.

Con todas acciones, prevé reducir sus gastos de capital en 300 millones de dólares (204,8 millones de euros) hasta los 1.200 millones de dólares (819,57 millones de euros) para 2011.

Los ingresos operativos alcanzaron los 7.700 millones de dólares (5.260,9 millones de euros) en el primer trimestre, un 13% más con respecto a los del ejercicio anterior.

Este incremento vino impulsado por los ingresos unitarios por pasajero, que crecieron un 7%, tras aumentar un 5% la oferta.

Cifra en 23,9 millones el impacto del terremoto en Japón

No obstante, el volumen de negocio se vio afectado por el severo invierno y por el impacto del tsunami y del terremoto japonés que cifró en 130 millones de dólares (88,8 millones de euros), que resultaron menores de las previstas.

En sus previsiones anteriores, la aerolínea estadounidense que opera más vuelos a Japón estimó unas pérdidas totales de 450 millones de dólares (307 millones de euros) solo por el impacto del terremoto y tsunami de Japón en su negocio.

Finalmente, las pérdidas alcanzaron los 90 millones de dólares (61,4 millones de euros) por el duro invierno y los 35 millones de dólares (23,9 millones de euros) por la tragedia en Japón.

A 31 de marzo, Delta dispone de un flujo de caja de 5.500 millones de dólares (3.758 millones de euros) y su deuda neta ajustada al cierre del trimestre se situó en 14.500 millones de dólares (9.908 millones de euros).