A mayor precio

Portugal suspende el examen: coloca menos deuda de la prevista

Portugal, inmerso en pleno rescate, se ha enfrentado hoy de nuevo con el mercado y el resultado no ha sido nada satisfactorio. De los 1.750 millones que el Tesoro luso pretendía colocar, tan solo se han subastado 1.000 millones. El precio, por su parte, ha sido más elevado que en la anterior colocación.

Malas noticias para Portugal. El Tesoro luso se ha sometido hoy a un nuevo examen y el resultado ha sido muy desesperanzador. Portugal ha colocado 1.000 millones de euros en letras a 3 y 6 meses, muy por debajo de los 1.750 millones que esperaba subastar.

En concreto, ha subastado un total de 680 millones de euros en deuda a 3 meses, a un tipo de interés del 4,046%, frente al 3,403% anterior, y un bid to cover de 2 veces, que contrasta con el 2,6 previo.

Para las letras a 6 meses el importe ha sido de 320 millones de euros, con un precio del 5,529%, por encima del 5,117% de la subasta anterior celebrada el pasado 6 de abril. El bid to cover, por su parte, ha sido de 3,7 veces, frente al de 2,3 veces previo.

La petición de rescate realizada por Portugal no ha servido de momento para que remita la presión sobre su deuda, pese a las reuniones que mantienen estos días en Lisboa representantes de la Comisión Europea (CE), el Banco Central Europeo (BCE) y el FMI con los sectores más representativos de la vida política y económica lusa.

Por el momento, la troika ya ha tenido contactos con el Ministerio de Finanzas, el Banco de Portugal, los partidos de centroderecha lusos -actualmente en la oposición- y sindicatos, y hoy mismo tienen previsto encontrarse con las patronales.

El rescate financiero del país luso está estimado en cerca de 80.000 millones de euros para los próximos tres años, y su negociación se produce con el Gobierno en funciones tras la dimisión del primer ministro, el socialista José Sócrates, y en un ambiente de campaña preelectoral debido a los comicios legislativos del próximo 5 de junio.