"La situación es muy seria"

La OIEA confirma daños en tres núcleos

El OIEA confirmó hoy que están dañados los núcleos de los reactores 1, 2 y 3 de la central nuclear de Fukushima Daiichi, aunque aseguró que no se puede decir que la situación esté fuera de control.

"La situación ha evolucionado y es muy seria", reconoció hoy en Viena Yukiya Amano, director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), quien aseguró que el operador de la planta está haciendo lo máximo para restaurar la seguridad de los reactores

Amano indicó que los núcleos siguen uno o dos metros al descubierto aunque admitió que se desconoce "la situación exacta dentro de los reactores", pero también afirmó que la presión en el interior sigue estando al nivel atmosférico, lo que "sugiere que los núcleos siguen en gran parte intactos".

Amano no quiso aclarar si el peligro hoy es mayor que ayer e insistió en que tanto el Gobierno como los gestores de la planta hacen todo lo posible para estabilizar los reactores.

Al respecto, Denis Flory, responsable de Seguridad Nuclear en el Organismo, se refirió a que los esfuerzos para inyectar agua en el núcleo "es lo mejor que se puede hacer y lo que recomiendan los expertos". En ese sentido, indicó que la evolución de la crisis dependerá "de la capacidad de enfriar el núcleo y de reducir la presión".

Flory destacó que se han registrado emisiones de gases y vapores a la atmósfera pero no de partículas sólidas, algo especialmente peligroso en el caso del reactor número 3, que emplea plutonio como combustible nuclear. "El plutonio no es una preocupación en este momento", dijo Flory.

Respecto a la radiación, Amano admitió que los niveles han aumentado en Tokio y otras ciudades pero descartó que supongan un peligro para la salud humana. Respecto a la radiación en Fukushima, a las 2.40 GMT de hoy se detectaron niveles de 2,6 milisieverts.