Cree que se demostraría que la democracia ha ganado

Patxi López: "Ojalá legalicen Sortu"

El lehendakari, Patxi López, ha dicho hoy que "ojalá los tribunales legalicen Sortu", porque sería la demostración de que la democracia ha ganado, gracias a la firmeza del Estado de derecho "que les ha obligado a ver la luz".

En una entrevista, López ha comentado la situación del nuevo partido de la izquierda abertzale, Sortu, pendiente de la decisión del Supremo sobre su legalización para poder presentarse a las próximas elecciones locales.

El lehendakari ha opinado que "tendrán que ser los tribunales -los que ilegalizaron a Batasuna-, los que decidan si Sortu es heredera o no y si es una formación legal o no, y todos los demás debiéramos acatar esa decisión y no jugar a presionar de manera preventiva a los jueces".

"Ojalá los tribunales decidan que son legales, porque eso significará con hechos y pruebas que ese mundo quiere integrarse en democracia, que es lo que les hemos exigido siempre, que dejaran el respaldo a una banda terrorista y trabajaran con los demócratas por la desaparición de ETA", ha agregado López.

La izquierda abertzale ha ido por este camino "no porque de repente hayan visto la luz, sino porque los demócratas y el Estado de derecho les han obligado a ver la luz", ha dicho, y por eso ha defendido "mantener esa política que determina que son ellos los que tienen que hacer los deberes".

Respecto a la respuesta de Sortu a las detenciones y la violencia callejera de esta semana -en la que ha reiterado su rechazo a la violencia aunque no ha ido más allá-, el lehendakari ha comentado: "Es la primera vez que tenemos media respuesta, aunque me habría gustado que hubiera sido completa, que condenaran los actos de kale borroka, porque eso demostraría que hay una separación nítida con la connivencia con la violencia".

Sobre los argumentos presentados por la abogacía del Estado contra Sortu, ha opinado: "Los hay sólidos y otros más interpretables. No es mi papel interpretarlos, sino el de los Tribunales, y lo que tengo es una confianza absoluta en la decisión de la Justicia".

Preguntado por la posibilidad de que haya una escisión en ETA, ha respondido: "No lo sé, no debiéramos hacer elucubraciones. Primero, ETA no ha desaparecido y hay que seguir combatiéndola, y segundo, la historia de ETA está cargada de escisiones, siempre ha sido un mundo en tensión, lo importante es que desaparezca".

Sobre el papel del lehendakari en esta situación, ha opinado que debe ser "el que está siendo". "Hablan de que no lidero porque no hago lo que ellos quieren que se haga, pero hemos liderado la política que nos ha traído hasta aquí: la firmeza democrática y la tolerancia cero frente al terrorismo. No necesitamos líderes mesiánicos, sino tranquilidad, prudencia y no equivocarse", ha explicado.

Respecto a la mesa de partidos propuesta por los nacionalistas, el lehendakari la ha rechazado: "Se plantea como un foro en el que tenemos que discutir sobre la normalización política en clave soberanista, como la entienden los nacionalistas; eso significaría decir que nos sentamos para pagar un precio por el fin de la violencia".

Para hablar de política, ha agregado, "el Parlamento es la mejor institución; si en el futuro la izquierda abertzale llega al Parlamento, hablaremos entre todas las formaciones".

Por último, ha ironizado sobre las posiciones nacionalistas ante Sortu: "públicamente todos los nacionalistas intentan parecer como amables hacia ese mundo de la izquierda abertzale, queda bien, pero luego saben que la competencia -por los votos- entre ellos va a ser brutal; algunos piden públicamente que les legalicen pero internamente no quieren porque compiten".