Aceptó donaciones y asesoró al régimen libio

Cae el director de la LSE por sus relaciones con Gadafi

El director de la London School of Economics (LSE), Howard Davies, dimitió anoche del cargo de esta institución por sus contactos con el régimen libio de Muamar el Gadafi.

El director de la London School of Economics (LSE), Howard Davies, dimitió anoche del cargo de esta institución por sus contactos con el régimen libio de Muamar el Gadafi. Davies presentó su dimisión como máximo responsable de una de las Universidades británicas más prestigiosas tras reconocer que autorizó programas de cooperación con Libia, especialmente con Said el Islam, uno de los hijos del líder del país.

En un comunicado, Davies afirmó que la reputación de la LSE ha sufrido y que fue un error aceptar una donación de 300.000 libras (350.000 euros) procedente de una Fundación controlada por Said el Islam, que es doctor por esta institución. Davies admitió además haber cometido "un error personal" al decidir viajar a Libia para asesorar al Gobierno de Trípoli sobre cómo modernizar sus instituciones financieras.

"Aconsejé al Consejo (de la LSE) que era razonable aceptar el dinero, algo que resultó un error. Fue un riesgo recibir fondos de fuentes asociadas con Libia y ese riesgo debió haber tenido un mayor peso en la toma de la decisión", manifestó Davies. El exdirector de la LSE aseguró que "no hay nada sustancial de lo que avergonzarse", pero indicó que la consecuencia de esta decisión "hace más difícil para mí defender la institución".

Tras la dimisión de Davies, una de las personalidades públicas de mejor reputación en este país, la London School of Economics anunció la puesta en marcha de una investigación para conocer los detalles de esta relación y para aclarar si, como informan algunos medios, Said el Gadafi "compró" la tesis doctoral que obtuvo en 2008 en dicha institución.

La investigación deberá aclarar también si las 300.000 libras aceptadas por Davies forman parte de una donación mayor, por un montante total de 1,5 millones de libras (1,75 millones de euros o 2,44 millones de dólares), de la Fundación Internacional Gadafi.