Costes operativos más bajos

Boeing presenta su nuevo 747-8 Intercontinental

Boeing ha presentado su nuevo 747-8 Intercontinental, el avión de pasajeros de gran capacidad que ofrece a las aerolíneas costes operativos "más bajos", con un desempeño medioambiental mejorado, destacó el constructor. La puesta de largo de la nueva aeronave, fue presentada ayer ante unos 10.000 invitados, entre empleados, autoridades y proveedores, en la fábrica de Boeing en Everett.

El presidente y consejero delegado de Boeing Comercial, Jim Albaugh, destacó que el nuevo 747 incorpora avances tecnológicos que lo convierten en "un avión altamente productivo para las aerolíneas". "El nuevo 747-8 incorpora las últimas y más innovadoras tecnologías, muchas de las cuales están presentes también en el 787 ''Dreamliner''", añadió.

Por su parte, el vicepresidente ejecutivo de gestión de flota de Lufthansa, Nico Buchholz, confió en comenzar a operar con el nuevo avión el próximo año, ya que supone "un gran avance" en el proceso de modernización de la flota de la aerolínea y en su estrategia medioambiental.

En total, Boeing cuenta con pedidos para 33 aviones del modelo 747-8, procedentes de Korean Air y otros ocho clientes que se han unido a Lufthansa. La primera entrega está programada para el cuarto trimestre, informó Boeing.

Características del avion

El 747-8 Intercontinental supone un coste un 12% menos que su predecesor, el 747-400. l avión mejora un 16% el consumo de combustible, un 16% las emisiones de carbono y disminuye un 30% la huella sonora respecto al 747-400.

En su interior, cuenta con las comodidades del 787 ''Dreamliner'', como la forma curvada de los paneles superiores, lo que se traduce en una sensación de espacio y confort para el pasajero, al tiempo que dispone de más espacio para el equipaje de mano.

"Al ser el único avión con capacidad para 400-500 pasajeros, el 747-8 Intercontinental encaja perfectamente en las rutas de largo alcance con alta afluencia de pasajeros de todo el mundo", subrayó el director general de los programas de aviones comerciales de Boeing, Pat Shanahan.

El avión está pintado con una nueva librea denominada Sunrise, de color rojo anaranjado que se utilizará únicamente para este primer 747-8 Intercontinental y que se distingue del tradicional azul de Boeing. Con esta nueva paleta de colores, el constructor quiere honrar a un grupo importantes clientes, cuyas culturas ven en estos colores un símbolo de prosperidad y buena suerte.