Opinión

Se ha escrito historia

La historia se ha escrito hoy y otra revolución ha tenido lugar en Egipto.

Nuestra felicitación para todos aquellos que han creído en nuestros mercados. Nuestra paciencia tenía que ser puesta a prueba, pero como nuestro equipo esperaba, ha habido éxito: el poder del pueblo y de la gente racional ha vencido. Las imágenes de lo que está sucediendo son extraordinarias. En unas pocas semanas, Egipto y Túnez han conseguido gestionar revoluciones efectivas y modernas, manteniendo un sentido de estabilidad y limitando en lo posible los daños.

Como equipo de inversión estamos increíblemente orgullosos y felices de ser parte de este acontecimiento. Siempre hemos creído en estos países y afortunadamente, estamos teniendo resultados. Tanto Túnez, como Egipto han demostrado que se puede cambiar un régimen; lleva tiempo, pero no hace descarrilar a los países. Era el momento de que la democracia llegara a esos países y así ha sido.

Desde un punto de vista de inversión, creemos que los recientes acontecimientos constituirán un poderoso catalizador para un mayor crecimiento. Los países, como Egipto, por los que hemos apostado en los últimos 10 años han generado un extraordinario resultado con retornos anuales de dos dígitos para los inversores. Es cierto que algunos de estos países estaban fracasando en generar sistemas políticos que converjan plenamente con su potencial económico. Pero al final hay resultados: en Nigeria, la perseverancia de un vicepresidente ha llevado a elecciones plenamente democráticas este año; en Kenia, ha sido necesaria la presión internacional para formalizar los resultados electorales y en Egipto y Túnez, ha sido preciso que la gente saliera a las calles.

Por eso, la historia de esos países es una historia de esperanza, convergencia y poder popular. Sea el hombre de la calle, el empresario exitoso o incluso los políticos, al final todos terminan comprendiendo que comparten los mismos intereses.

Silk Invest es una gestora británica especializada en África y Oriente Próximo.