En busca de un pacto

El Gobierno y los agentes sociales empiezan a concretar la negociación

El Gobierno y los agentes sociales han comenzado a dar forma y a concretar la negociación para un pacto social y económico más allá de la reforma de las pensiones al incluir en las conversaciones a personal técnico y añadir otros temas como la innovación.

Como viene siendo habitual en este proceso las partes siguen evitando dar detalles de lo que se negocia y mantienen el secretismo en torno a la cita porque no quieren que los medios interfieran.

No obstante, ante la proximidad de la aprobación de la reforma de las pensiones el próximo día 28, la reunión se reanudará previsiblemente mañana y está previsto que los encuentros se produzcan con "cierta intensidad" durante esta semana, según fuentes cercanas a la negociación.

Tras un almuerzo, los interlocutores se volvieron a reunir hoy hasta aproximadamente las siete de la tarde y hablaron, según un comunicado conjunto, de la reforma de las pensiones, del desarrollo de la reforma laboral y las políticas activas de empleo.

Además, incluyeron las políticas industrial y energética y cuestiones vinculadas al área de ciencia e innovación.

A pesar de las dificultades de esta negociación todas las partes han expresado su voluntad de alcanzar el pacto, deseo al que se sumó hoy el presidente del Banco Santander, Emilio Botín, quien afirmó que será muy bueno para España.

Como en anteriores encuentros, al de hoy asistieron el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, los secretarios generales de CC OO, Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Cándido Méndez, y el presidente de la CEOE, Juan Rosell.

Por parte de la patronal, además de Rosell, acudieron el presidente de CEPYME, Jesús Terciado, y el secretario general de la CEOE, José María Lacasa, quien también preside la Comisión de Diálogo Social de esta organización.

El ejecutivo además ha expresado su intención de incorporar al proceso negociador a todas las fuerzas políticas, deseo compartido por la patronal y los sindicatos.

En este sentido, la ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado insistió desde Bruselas en que el Gobierno continuará trabajando hasta "el último minuto" con los agentes sociales y los grupos parlamentarios para buscar un acuerdo.

Por su parte, Terciado, consideró "fundamental" la incorporación de los partidos políticos a la negociación, mientras que Toxo precisó que los sindicatos no están pidiendo que los partidos se incorporen a la mesa de diálogo social sino que apoyen en el Parlamento los acuerdos que se alcancen.

Sin embargo, el líder de la oposición, Mariano Rajoy, aseguró que en las conversaciones que ha mantenido con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, no se ha tratado la incorporación del PP a ese diálogo social, aunque expresó la disponibilidad de su partido a "escuchar" al Ejecutivo.

Según Rajoy, ya ha hablado con Toxo, Méndez y Rosell, ya que sería "absurdo" que la oposición no tuviera contactos con los agentes sociales.

Tampoco el PNV ha recibido aún una convocatoria por parte del Gobierno para avanzar en la reforma de las pensiones, aunque mantiene un diálogo "fluido" con Trabajo.

Otro tanto ocurre con IU, según confirmó su coordinador general, Cayo Lara, quien ha asegurado que su formación no participará en ningún pacto que implique aumentar la edad de jubilación o que suponga recortes del sistema público pensiones.

Por otra parte, el PSOE reunirá la semana que viene a todos sus dirigentes regionales, provinciales y autonómicos para explicarles las reformas que adoptará el Gobierno y las razones que las justifican, para que las defiendan ante todos los ciudadanos.