Proposición no de ley

El PP insta al Gobierno a recortar en 800 millones los gastos de protocolo y alquiler

El PP ha registrado una proposición no de ley en el Congreso en la que insta al Gobierno a reducir en un 10% los más de 8.000 millones de euros que ha previsto el año que viene para gastos de protocolo, representación, arrendamientos, suministros o publicaciones, un recorte que ascendería a 800 millones de euros.

La iniciativa del PP, que lleva la firma de la portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, y del portavoz 'popular' de Administraciones Públicas, Miguel Barrachina, emplaza al Ejecutivo a aprobar en el plazo más breve posible esta reducción en los gastos corrientes en bienes y servicios, con el objetivo de contribuir a garantizar el cumplimiento de reducción del déficit y a poder situarlo en un 3% en 2013.

Según el primer partido de la oposición, la "profunda crisis" internacional obliga a nuestro país a abordar un "replanteamiento total de las políticas y capítulos de gastos" para evitar verse "abocado a adoptar más recortes por exigencia de la Unión Europea, el Fondo Monetario Internacional y los mercados".

El partido de Mariano Rajoy sostiene que las políticas de ahorro puestas en marcha hasta ahora han dado un resultado "más bien exiguo" y, por eso, exige dar un nuevo impulso al compromiso de austeridad que "vaya más allá de recortes puramente cosméticos".

El PP cree que el capítulo de bienes y servicios de los Presupuestos para 2011, al ser un gasto no productivo, es "el más adecuado para realizar "una seria labor de ahorro sin perjudicar las necesidades de capital e inversión que necesita la economía para recuperar el crecimiento económico".