Ampliará su presencia en África

Río Tinto ultima la compra de la minera Riversdale por 2.900 millones

El gigante minero Río Tinto pretende ampliar su presencia en África. El grupo quiere hacerse con Riversdale, una compañía con sede en Sídney pero que desarrolla proyectos mineros en el continente africano, en concreto, en Mozambique y en Sudáfrica.

Río Tinto ultima una oferta de unos 2.900 millones de euros por la empresa, con una propuesta de 16 dólares australianos por acción (12,1 euros por título), explicaron en fuentes cercanas a las negociaciones, según Reuters.

Esto supone una prima del 13,5% respecto a la cotización que se registraba el pasado día 3, cuando se tuvo conocimiento de una posible operación de compra. En la actualidad, sin embargo, las acciones del grupo están más caras y se intercambian a 16,3 dólares australianos.

Con esta maniobra, Río Tinto quiere incrementar su posición en explotaciones de carbón siderúrgico, coincidiendo con las previsiones de un incremento acelerado de la demanda en países emergentes, sobre todo en China e India. Los proyectos de Riversdale en Mozambique tienen un potencial de 13.000 millones de toneladas de mineral.

Para que salga adelante su propuesta, Río Tinto tendrá que superar dos obstáculos: las reticencias que la oferta puede despertar en dos de los principales accionistas de Riversdale, como son la india Tata Steel (21,7%) y la brasileña CSN (16,3%); y las posibles contra opas por parte de otros interesados en una compra.

La guerra de ofertas podría venir por parte de otros grandes grupos con intereses mineros (Xstrata, ArcelorMittal, Anglo American) o del consorcio indio International Coal Ventures, que agrupa a cinco empresas estatales.