Elecciones del 21 de diciembre

El martes acaba el plazo para presentar candidaturas a la presidencia de la CEOE

El próximo martes a las 00:00 horas termina el plazo para la presentación de candidaturas a la presidencia de la CEOE para relevar a su actual presidente, Gerardo Díaz Ferrán, quien ha convocado elecciones para el 21 de diciembre. Es la primera vez que la CEOE celebra unas elecciones en las que hay más de un candidato.

Los presidentes de la patronal catalana, Fomento del Trabajo, Joan Rosell, de la andaluza (CEA), Santiago Herrero, y de la tecnológica (AETIC), Jesús Banegas, son los que, de momento, han presentado oficialmente su candidatura.

No obstante, el presidente de la patronal madrileña (CEIM), Arturo Fernández, quien ya en octubre se definió como "candidato abstracto", desvelará el lunes, en la Junta Directiva de esta organización, si se presenta o no, si lo hará con otra persona o se sumará a alguna de las candidaturas oficiales.

En ese mismo mes, fuentes próximas a Díaz Ferrán señalaron que el vicepresidente que entonces contaba con más apoyos para presidir la CEOE era Rosell quien, según Fomento del Trabajo, cuenta con el respaldo de una decena de organizaciones.

Entre ellas se encuentran las patronales de la industria del metal (Confemetal), de la química (Feique) y de la confederación empresarial de Valencia (CEV), que han manifestado explícitamente que secundarán la candidatura de Rosell.

Por su parte, Santiago Herrero, que cuenta con el apoyo manifiesto de la confederación andaluza (CEA), confía en que su candidatura conjunta con Banegas será la elegida el 21 de diciembre para dirigir la patronal española, aunque ha abierto la posibilidad de llegar a acuerdos con Rosell.

Banegas presentó el viernes 33 apoyos procedentes de vocales de la Asamblea General Electoral de la CEOE de seis organizaciones, cuando estatutariamente se requieren, al menos, veinte vocales de cuatro organizaciones.

Los tres candidatos coinciden en la necesidad de renovar la organización empresarial, dotarla de mayor agilidad y más transparencia y dignificar la imagen del empresario.