Plan de refinanciación de la deuda

Gallardón logra el plácet para subrogar la deuda de la M-30

El Ministerio de Economía y Hacienda comunicó el viernes al Ayuntamiento de Madrid que le autoriza finalmente a que pueda subrogar los casi 2.300 millones de euros de deuda que mantiene la empresa mixta Madrid Calle 30, encargada de la explotación y mantenimiento de la vía de circunvalación reformada en 2006 y 2007, según confirmaron fuentes municipales. Se trata de la única propuesta aceptada por el Gobierno central al plan de refinanciación de la deuda del consistorio (cuyo stock total asciende a 7.145 millones), que el equipo del alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, había remitido a Moncloa. El delegado de Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, Juan Bravo, recordó el viernes que esta autorización supone lograr solo el 9,7% del beneficio que dicho plan hubiera supuesto para la situación financiera de la ciudad.

Bravo insistió en que la subrogación de la deuda de Madrid Calle 30 no supone una disminución del stock total, pero sí constituye un ahorro de 100 millones en gastos que ahora abona en concepto de seguros e impuestos como el IVA. Gracias a esos ahorros se podrá llevar a cabo una amortización anticipada en 2011 de otros 43,6 millones, lo que a su vez se traducirá en ahorros futuros en el pago de intereses. Al no haber autorizado Economía la refinanciación de 257 millones este año, al cierre de este ejercicio, el endeudamiento total del Ayuntamiento se situará en 6.453 millones y tras el pago de otros 348 millones a lo largo de 2011, a finales de los próximos 12 meses, el stock total se reducirá hasta los 6.105 millones.

Pago a proveedores

Frente al pesimismo mostrado por Alberto Ruiz-Gallardón sobre la subrogación de la deuda de la M-30, el permiso de Economía llega in extremis. Gracias a esos ahorros de 100 millones y tal y como anunció Juan Bravo, el pago a proveedores "mejorará ligeramente".