Protesta por la privatización del control aéreo

Los controladores no descartan "en ningún momento" la huelga porque está "totalmente justificada"

El secretario de Comunicación de la Unión Sindical de Controladores Aéreos, USCA, César A. Cabo, insistió hoy en que los controladores aéreos no descartan "en ningún momento" la huelga porque ésta estaría "totalmente justificada".

En declaraciones a Europa Press durante la manifestación convocada ante la sede de AENA en protesta por su privatización, los controladores advirtieron de que con el proceso de privatización del ente público "se pretende dar el servicio a empresas privadas para que los pasajeros paguen más y las condiciones sean peor".

"Además, la seguridad de los vuelos se verá afectada, y no lo podemos consentir. Por ello la huelga estaría totalmente justificada y no la descartamos en ningún momento", sentenció Cabo.

A su vez, el portavoz opinó que la huelga estaría justificada porque a los controladores se les han "quitado derechos laborales", además de ser un colectivo "machacado y utilizado como excusa" para privatizar un servicio público "esencial para la economía española", señaló.

Cabo responde así al presidente de AENA, Juan Ignacio Lema, quien advirtió ayer a los controladores de que tendrán que justificar la convocatoria de una posible huelga, tras recriminar al colectivo por "aferrarse al pasado". Lema insistió en que el punto discordante que impide que la negociación avance radica en el reparto de la masa salarial.

En ese sentido, Cabo reprochó al presidente de AENA que recurra "únicamente a temas económicos para que la opinión pública se ponga en contra de los controladores" y agregó que "el sistema ya se ha abaratado lo suficiente como para que sea necesario privatizarlo".

"No hemos pedido ni un euro más de la propuesta que firmamos en agosto, los controladores ganamos un 50% menos que hace seis meses pero, sin embargo, han subido las tasas a los pasajeros. Es una tomadura de pelo", recalcó Cabo.

No obstante, el portavoz ha asegurado que los controladores son conscientes de que las condiciones laborales previas "no van a volver", pero recalcó que un convenio colectivo "hay que respetarlo". "No vamos a ceder ni un minuto más por dignidad profesional, por respeto a los pasajeros y a la seguridad del sector aéreo en España", replicó Cabo.

Finalmente, el portavoz de USCA, Daniel Zamit, añadió que "en contra de lo que diga el señor Lema, hay muchos puntos del acuerdo firmado el 13 de agosto que no se están cumpliendo".