Esperan obtener 500 millones

Las cajas gallegas han sumado 250 oficinas a la venta del Banco Gallego

Las cajas gallegas Caixanova y Caixa Galicia, en proceso de integración, han añadido 250 oficinas excedentes de su fusión a la venta del Banco Gallego, cuya compra está siendo estudiada por el Banco Sabadell, según han explicado hoy fuentes financieras conocedoras de la operación.

De hecho, el Banco Sabadell es el principal candidato a adquirir las 250 oficinas de las cajas más el Banco Gallego con otras 200 sucursales, cuyo libro de venta ha sido elaborado por el banco de negocios Goldman Sachs.

Portavoces del Banco Sabadell han declinado pronunciarse ya que, según ellos, nunca responden a rumores de mercado.

Sin embargo, según dichas fuentes financieras, el principal efecto disuasorio para adquirir el Banco Gallego y las oficinas que se ofrecen en la operación es el precio que exigen desde la nueva caja gallega, que espera obtener 500 millones de euros por la operación, de los que 300 corresponderían al Banco Gallego y el resto a las sucursales sobrantes de la fusión.

Este precio parece excesivo en el entorno del Banco Sabadell ya que las oficinas se han de traspasar con personal y porque se calcula que los activos del Banco Gallego están muy por debajo de los del Banco Guipuzcoano, recientemente integrado en la primera fusión de la banca mediana en España dentro del actual marco de reestructuración del sistema financiero.

El consejero delegado del Banco Sabadell, Jaume Guardiola, aseguró en la reciente presentación de resultados trimestrales que "nos interesa Galicia en nuestra estrategia de implantación territorial".

Guardiola no quiso comentar si el Banco Sabadell ha estudiado la operación y se limitó a señalar que estuvo en Galicia hace una semana con este mensaje: "si se producen oportunidades que crean valor las estudiaremos".

"Nos interesa Galicia, queremos ser un banco de ámbito territorial y lo hemos demostrado en otros territorios, como Asturias con el Banco Herrero o el País Vasco con el Guipuzcoano", manifestó entonces Guardiola.

La compra por parte del Banco Sabadell de la entidad gallega y de las oficinas sobrantes de las cajas permitiría al banco catalán aumentar su escasa presencia en Galicia.

En medios financieros se ha especulado con que además del Banco Sabadell, también hay un banco extranjero que estudia esta operación de venta.

Banco Gallego obtuvo un beneficio neto de 11,68 millones en 2009, un 7% menos que el año anterior y sumó un volumen de activos de 4.500 millones.