Entrevista en Onda Cero

Salgado espera que el resto de las previsiones confluyan con las del Gobierno

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, confía en que las previsiones que los organismos internacionales hacen sobre la economía española se vayan aproximando a las del Gobierno.

La ministra de Economía, Elena Salgado.
La ministra de Economía, Elena Salgado.

En declaraciones a Onda Cero, Salgado aludió así a la previsión publicada hoy por el Fondo Monetario Internacional (FMI) , que espera para España un crecimiento del 0,7% en 2011, seis décimas por debajo del que calcula el Ejecutivo.

La ministra de Economía y Hacienda señaló que, a pesar de esta estimación del FMI, ella mantiene que se puede cumplir la del Gobierno.

"Lo mantengo y además quiero decir que las previsiones de otros se van aproximando a las nuestras, no se hacen revisiones en sentido contrario y poquito a poco se van a ir aproximando más", señaló la vicepresidenta segunda, quien recordó en este sentido que la OCDE vaticina un avance del PIB del 0,9% para 2011.

La ministra confía incluso en que las previsiones para España de los organismos internacionales "todavía se incrementen" más "en las próximas semanas".

Además consideró "significativo" que el FMI prevea una mejora económica para 2011, aunque sea moderada, y lo achacó a que en España se ha empezado antes que en otros países a trabajar en la reducción del déficit público.

En su opinión, ese esfuerzo de consolidación fiscal "va a producir rendimientos ya el año próximo".

Unos rendimientos que, añadió, van a ser "mayores" gracias a las reformas que se están llevando a cabo, a las políticas de austeridad y al impulso del sector privado, y todo ello unido ayudará a conseguir crecer ese 1,3% en 2011.

Salgado también confió en que el año que viene se cree empleo, aunque admitió que será de forma moderada, con cifras muy bajas comparadas con el número de personas que aún no tienen trabajo, un problema que, insistió, supone la principal preocupación del Gobierno.

Autonomías y ayuntamientos lograrán la meta de déficit

Salgado se mostró además convencida de que las comunidades autónomas y los ayuntamientos cumplirán en 2011 con el objetivo déficit público.

La ministra discrepó de la opinión del gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez , quien ayer aseguró que no veía en las administraciones territoriales el mismo compromiso con la reducción del déficit que en la Administración General del Estado.

"Con la información que tenemos creemos que sí van a cumplir esos objetivos de déficit, aunque son rigurosos y tendrán que estar muy atentos para hacerlo", afirmó.

La vicepresidenta añadió que las intervenciones del gobernador del Banco de España "en líneas generales siempre tienen un poco de chispa y la de ayer también la tuvo".

No obstante, reconoció la autoridad de Fernández Ordóñez para opinar sobre lo que hay que hacer en todos los ámbitos económicos y aseguró que ella le escucha con atención, aunque no siempre esté de acuerdo con él.

En su discurso de ayer el gobernador también apostó por la desaparición de las cláusulas de revisión salarial ligadas a la inflación, algo que Salgado no ve necesario puesto que la reforma laboral permite la no aplicación de ese tipo de salvaguardas por la vía de la flexibilidad interna.

Según dijo, la existencia de una garantía salarial de ese tipo no constituye un problema, dado que empresarios y trabajadores ahora pueden acordar moderar salarios o ajustar jornadas en momentos de dificultad al margen de lo establecido en convenio.

Con respecto a la propuesta de UPyD, partido liderado por Rosa Díez, que aboga por la reducción del número de ayuntamientos para recortar el gasto, la vicepresidenta dudó de que se consiguieran los resultados buscados y señaló que se trata de un proceso que necesitaría de un acuerdo previo de carácter nacional.

"Es un propuesta como algunas de Rosa Díez que siempre pone de manifiesto una gran desconfianza en las administraciones territoriales", dijo.

En su opinión, la solución debería pasar por estudiar las competencias reales de los ayuntamientos, que -según dijo- a veces ejercen algunas que no les corresponden, y determinar cuánto dinero necesitan del Estado, cuánto de las comunidades autónomas y cuánto pueden generar ellos mismos.

Espera que el nuevo presidente de la CEOE sea "más representativo"

La vicepresidenta segunda del Gobierno señaló que espera que de las elecciones de la CEOE salga un presidente de la patronal que sea "más representativo de lo que son los empresarios en nuestro país".

Salgado aludió así al proceso que se ha iniciado en la patronal tras el anuncio de su presidente, Gerardo Díaz Ferrán, de convocar elecciones.

La ministra de Economía y Hacienda expresó su confianza en que de las elecciones en la CEOE "surja un interlocutor absolutamente válido como corresponde a un representante de los empresarios, pero que además sea más representativo de lo que son los empresarios en nuestro país".

En la entrevista, a Salgado se le preguntó explícitamente si se había olvidado de Díaz Ferrán cuando hablaba de la necesidad de retomar el diálogo social con los sindicatos y los empresarios.

"Se me ha olvidado Díaz Ferrán, ¿por qué será?", ironizó la vicepresidenta, quien más tarde no quiso pronunciarse por la posibilidad de que el presidente de la CEOE se presente a la reelección.

"Será la propia CEOE la que tenga que manifestarse" en las elecciones, se limitó a señalar.