Cierre de sesión

El Ibex se encadena a los 10.600 puntos en una jornada apática

En una jornada sosa y aburrida, el Ibex ha hecho de las dudas su bandera. Ni los movimientos corporativos, ni los resultados empresariales, ni los datos macroeconómicos que se han conocido al otro lado del Atlántico han conseguido sacar al selectivo de su atonía. Al cierre, ha restado un leve 0,01% que le ha situado en los 10.643 puntos. (Ver gráfico detallado del Ibex 35)

Aunque ha habido noticias para todos los gustos, lo cierto es que el Ibex ha optado por las dudas. El selectivo ha alternado los números verdes con los recortes durante toda la jornada. Pero sin mucha decisión. Al cierre, la Bolsa española ha restado un leve 0,01% que le ha situado en los 10.643 puntos, mientras que en el resto del Europa las plazas del Viejo Continente han registrado una tendencia dispar.

El frente macroeconómico de Estados Unidos no ha dado ninguna alegría. Las órdenes de bienes duraderos han retrocedido por sorpresa en junio, mientras que las solicitudes de hipotecas han caído un 4,4% en la semana del 23 de julio frente al avance del 7,6% registrado en los siete días previos. Además, con el mercado cerrado, los inversores conocerán el Libro Beige de la Fed.

Por su parte, la temporada de presentación de resultados empresariales ha continuado su curso. En la jornada de hoy, BBVA, uno de los pesos pesados del selectivo Ibex, ha batido las previsiones de los analistas pese a ganar un 9,7% menos en el primer semestre del año. Al cierre, el banco de Francisco González ha perdido un 0,52%. Pero no ha sido la única que ha tenido que rendir cuentas. ArcelorMittal se ha convertido en la segunda compañía más vendida al restar un 2,31% tras señalar que ha ganado 1.832 millones hasta junio y Endesa ha sumado un 0,89% en una jornada en la que ha hecho público que su beneficio se redujo un 6,3% por las menores plusvalías. Fuera de las fronteras del Ibex, en el Mercado Continuo, NH Hoteles y Realia también han presentado sus balances.

IBEX 35 9.486,30 0,41%

Y, como viene siendo habitual, el sector bancario ha vuelto a dar que hablar a los inversores. Ayer, el Comité de Basilea decidió relajar las exigencias en materia de capital y liquidez y, según Renta 4, "esta suavización elimina mucha incertidumbre sobre el texto final de la nueva regulación y debería minimizar en impacto negativo en las cuentas de resultados de las entidades así como dar mayor visibilidad a una reactivación en la concesión del crédito". Hoy, Standard and Poor's ha advertido que la recuperación de la banca europea tras tres años de crisis es aún frágil, debido sobre todo a la falta de ingresos y a la incertidumbre en cuanto a la financiación, mientras que los bancos de la zona euro han reconocido un significativo incremento de las restricciones a la concesión de préstamos a empresas durante el segundo trimestre de 2010.

En el mercado español, Popular se ha revalorizado un 0,89% después de que JPMorgan haya elevado el precio objetivo de sus acciones a 5,4 euros. Banesto, por su parte, ha ganado un 1,19%, Santander ha repuntado un 0,1%, Sabadell ha sumado un 0,2% y Bankinter lo ha hecho en un 0,22%.

Además, Telefónica ha devuelto al mercado los movimientos corporativos. La compañía presidida por César Alierta ha confirmado a la CNMV que ha alcanzado un principio de acuerdo con Portugal Telecom para adquirir el 50% que la operadora lusa tiene en la empresa de telefonía móvil brasileña Vivo. Las acciones de la teleco han mejorado un 0,71%.

En el mercado de divisas, el euro se cambia a 1,2992 dólares, mientras que, en el de deuda, el diferencial del bono español a 10 años con el alemán al mismo plazo se coloca en 148 puntos básicos, muy por debajo de los máximos de 232 puntos básicos.