Jornada histórica en los mercados

Los analistas técnicos ven posible que el Ibex alcance el 11.200

Los analistas asistieron ayer boquiabiertos al impresionante rebote de las Bolsas, y en particular al subidón que vivió el Ibex 35, un 14,43% hasta los 10.351,9 puntos. El índice se anotó 1.305,8 puntos, la mayor subida de su historia en una sola jornada, y recuperó niveles técnicos importantes que había perdido la semana pasada y que habían generado preocupación.

Lo más importante de lo acontecido ayer, desde el punto de vista técnico, es la recuperación de los 10.000 puntos, un soporte perdido la semana pasada. Los soportes que son perforados suelen comportarse a partir de entonces como resistencias. Pero la fortaleza del impulso de ayer no dio pie a que ese nivel entorpeciera la subida.

"Una vez superada la cota de 9.910 es fácil que el Ibex se vaya a por los 10.500", comenta Francesc Pau, analista de GVC Gaesco.

Los analistas técnicos encuentran una primera resistencia en ese entorno, entre los 10.500 y los 10.750 puntos, aunque observan que no tiene demasiada fortaleza. Más relevante les parece superar la zona de los 11.200 puntos. A partir de ahí, el siguiente objetivo estaría en los 11.500 puntos, que coincide con el último máximo que hizo el Ibex a mediados de marzo, antes del inicio de la fase bajista que quedó rota ayer.

Los expertos no descartan que la volatilidad se mantenga en los mercados durante bastante tiempo, y el Ibex en este contexto podría oscilar entre esos 11.200 puntos y la zona de 9.200, que ha funcionado como un soporte de peso y es donde la Bolsa hizo mínimos la semana pasada. "Ese nivel se alcanzó con un nivel de sobreventa muy acentuado, y la historia nos dice que cuando eso sucede, esos soportes se mantienen durante varios meses" apunta Eduardo Faus, analista de Renta 4.

Dividendo de Telefónica

La operadora española de telecomunicaciones paga hoy un dividendo bruto de 0,65 euros por acción. Eso significa que habrá un impacto directo negativo en la cotización del Ibex, que se calcula descontando los dividendos pagados por las compañías.