Solo quiere "ganar tiempo"

Rajoy: Zapatero quiere "huir de sus responsabilidades" y "distraer la atención" con su oferta de pacto

El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, aseguró hoy que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, quiere "ganar tiempo" con su oferta de pacto económico a los partidos políticos.

El líder del PP, Mariano Rajoy
El líder del PP, Mariano Rajoy

"Este hombre lo que quiere es ganar tiempo, esperar a que escampe, distraer la atención, huir de sus responsabilidades y pedir a los demás que nos callemos y no digamos lo que hay que hacer", afirmó Rajoy en un acto del PP en Santander.

El líder del PP explicó que su partido no puede apoyar la política económica del Gobierno hasta que éste "rectifique" lo que los 'populares' creen que es "malo para España".

Lo contrario sería "liquidar la alternativa que necesita cualquier país democrático", según dijo en su intervención ante los 1.600 asistentes a la clausura de la III Convención Regional del PP cántabro, bajo el lema 'Ahora empleo'.

"Tengo la impresión de que no quiere rectificar, que efectivamente no sabe lo quiere hacer y no está dispuesto a hacer lo que no sabe", lamentó Rajoy.

Rajoy defendió que su partido tiene alternativa en materia económica, como han planteado en hasta seis ocasiones en el Congreso de los Diputados, que siempre han sido rechazadas.

"Yo no necesito esperar al jueves, a la reunión de una comisión para que me cuenten nada. Nosotros sabemos lo que hay que hacer, se lo hemos trasladado al Gobierno, y si quiere que lo haga", señaló. Rajoy subrayó que Zapatero "ha tenido mayoría para aprobar lo que ha querido. "Aquí se ha hecho lo que el señor Zapatero quería que se hiciera", añadió.

Por tanto, cuestionó la propuesta de pacto, los modos en que se ha informado a la oposición del mismo y que "una de las personas de la comisión arremeta todos los días contra el presidente del partido al que invita", en alusión al ministro de Fomento, José Blanco.

Así, le pidió que "por lo menos tomen alguna decisión". "No se puede ir, con la que está cayendo en España, y dar como respuesta que voy a crear una comisión", censuró Rajoy, que agregó que los dirigentes políticos están para "tomar decisiones" y no para "enredar, crear comisiones y atacar a los mercados".

Incompetencia del ejecutivo

El presidente ve "la clave de todo" en la "incompetencia" del Ejecutivo para lograr que su equipo económico "afronte la crisis y cree empleo". Igualmente, Rajoy cree que la crisis en España se debe a que el Gobierno "no dijo la verdad, no tomó las decisiones adecuadas y cuando tomó decisiones, lo hizo en otra dirección".

La falta de diagnóstico influyó en la adopción de medidas equivocadas, afirmó, y las políticas de gasto se traducen en un incremento de los intereses de la deuda, el segundo mayor gasto, tras el desempleo, en los presupuestos estatales.

Lamentó que tras "varias años viviendo de la herencia y la inercia", Zapatero no se "dio cuenta" de los problemas como el endeudamiento de empresas y familias o el de la competitividad, aspectos sobre los que "no hizo nada" salvo "anunciar medidas y programas", hasta el punto de que "no hay precedente en la historia de España de alguien que haya anunciado tantos planes con menores resultados".

Propuestas

Mariano Rajoy enumeró las propuestas de su partido en materia económica, que pasan por la reducción del gasto, el déficit y la deuda pública, y la reestructuración del sistema financiero para "que vuelva el crédito".

Para la reducción del gasto, reclamó una Ley de Estabilidad Presupuestaria, como lo que funcionaba bajo los Gobiernos del PP y que "él derogó". Y también planteó la reducción en un 25% de los altos cargos de la administración.

"Lo que hay que hacer urgentemente es aprobar una Ley de Morosidad, para que se paguen las facturas, porque el problema es que nadie paga y además a nadie le dan crédito", afirmó.

Sobre la reforma de las pensiones, pidió que "vaya al Pacto de Toledo" y le recordó que para que el sistema sea "cada vez mejor" lo que tiene que haber es "más gente trabajando", al traducirse esto en el pago de cotizaciones y de impuestos y el ahorro en el seguro de desempleo. Igualmente, abogó por la reforma del mercado laboral con un "nuevo modelo" de contrato que beneficie a parados , trabajadores temporales y jóvenes.

También criticó las subidas de impuestos, en particular de los vinculados al ahorro o al consumo, como el caso del IVA. "Si con eso cree que va a estimular el consumo, tiene un problema", aseveró.