Dice que Europa no estaba preparada para el euro

Krugman: "La UE fue arrogante al creer que podía funcionar con una sola divisa"

El Nobel Paul Krugman ha dicho en The New York Times que si España fuese un estado americano, no estaría en problemas. Y ha agregado que el problema de fondo de Europa no ha sido el déficit, sino "la arrogancia de los europeos al creer que podían funcionar con una sola divisa, cuando no estaban preparados".

El Nobel de Economía, Paul Krugman.
El Nobel de Economía, Paul Krugman.

El Nobel Krugman ha afirmado en el diario que la verdadera historia del eurodesorden "no está en el derroche sino en la arrogancia de las élites, que empujaron a Europa a adoptar una sola moneda antes de que el continente estuviese preparado para ello". Y dice que el corazón de la crisis radica en la "falta de flexibilidad del euro", no en el déficit.

Según Krugman, poco antes de la crisis España parecía un modelo fiscal por su baja deuda y un ejemplo de regulación de la banca. Pero "España es también La Florida de Europa y, como Florida, tuvo un boom de la construcción". Y ha agregado: "El resultado fue de un crecimiento rápido combinado con una inflación significativa entre 2000 y 2008, al rozar el 35%, comparado con el 10% de Alemania. Gracias al crecimiento de los costos, las exportaciones españolas no son competitivas y el sector de empleo fue fuerte gracias a la construcción".

Al pincharse la burbuja de la construcción, dice Krugman, "no era mucho lo que podía hacer el Gobierno español: los costos y precios salieron de control en comparación con Europa". Y ha dicho: "Si España aún tuviese su vieja moneda, la peseta, podría remediar el problema". Para el Nobel, España hubiera podido reducir el valor de la peseta en un 20% en comparación con otras divisas europeas para resolver la crisis.

El reconocido economista ha dicho en su columna que si España fuese un Estado de América "las cosas no serían tan malas". ¿La razón? Según Krugman, los costos y los precios no se habrían salido de control. Y pone como ejemplo a La Florida, en Estados Unidos, que como consecuencia de la construcción "atrajo a trabajadores de otros estados y pudo mantener los costos laborales abajo".

El Nobel de Economía ha dicho que como España no es un estado americano, el resultado es un problema profundo. Pero, dice, "Grecia está en mayores problemas" porque, dice, los griegos fueron "fiscalmente irresponsables".

Krugman ha agregado en su columna que el único camino es "hacer funcionar el euro". "Europa debe moverse mucho más hacia una unión política, para que empiecen a funcionar más como los estados americanos". Sin embargo, dice que "no pasará pronto".

Por su parte, este mismo diario ha publicado que los productos financieros creados por Wall Street nos solo sirvieron para ayudar a que crecieran las hipotecas subprime en EE UU sino que además permitieron a algunos países europeos, notablemente a Grecia, enmascarar una deuda. Ahora, este pasivo está en el ojo del huracán poniendo a prueba la fortaleza del euro.