Resultados

Motorola cerró 2009 en pérdidas pese a ser rentable en el cuarto trimestre

Motorola no logró cerrar 2009 con ganancias, pero redujo drásticamente sus pérdidas, y en el último trimestre del año logró rentabilidad gracias a un fuerte recorte de gastos y al éxito de ventas del teléfono móvil Droid, entre otros "smartphones" (teléfonos inteligentes).

El fabricante estadounidense de equipos de telecomunicaciones informó hoy de que en 2009 perdió 51 millones de dólares, una cifra que dista enormemente de los 4.244 millones que anotó en negativo en 2008, aunque sus ventas descendieron entre ambos años el 27% y quedaron en 22.044 millones.

Sólo durante el cuarto trimestre del año pasado la firma ganó 142 millones de dólares, frente a los 3.657 millones de dólares perdidos en el mismo periodo de 2008, pese a que la facturación descendió el 20%, hasta 5.723 millones.

En los tres últimos meses de 2009 la compañía vendió 12 millones de móviles, una cifra que supuestamente se vio aumentada gracias a su teléfono Droid, que en Estados Unidos comercializa en exclusiva a través de Verizon desde primeros de noviembre y que compite directamente con el iPhone, aunque Motorola no desglosó cifras concretas sobre sus ventas.

"Nuestros primeros Android (teléfonos con el sistema operativo del mismo nombre, diseñado por Google, entre ellos el Droid) han sido muy bien recibidos. Esperamos aumentar nuestra cartera en 2010 con el lanzamiento de al menos veinte smartphones más en todo el mundo", anunció hoy el consejero delegado de la unidad de móviles de Motorola, Sanhay Jha, al presentar los resultados.

Sin embargo, los analistas no recibieron con agrado las previsiones de ventas de Motorola para este año y sus acciones registraron un fuerte descenso en las primeras horas de negociación, de forma que en la media sesión en la Bolsa de Nueva York bajaban más de un 11%, para negociarse a 6,5 dólares.

En lo que va de año sus títulos acumulan así una bajada del 15%, aunque en los últimos doce meses se han apreciado más de un 33%.

La firma calcula que en el primer trimestre de 2010 perderá entre uno y tres centavos por acción.