_
_
_
_
Editorial
Es responsabilidad del director, y expresa la opinión del diario sobre asuntos de actualidad nacional o internacional

Optimismo bursátil en un entorno complejo

Octubre -un mes temido para los inversores de renta variable- cerró con una caída en el Ibex del 2,9%, rompiendo una racha de siete meses de subidas consecutivas. Sin embargo, podría haber terminado perfectamente en positivo, y sólo el fuerte retroceso del viernes (un 2,3%) descompensó la balanza. El día empezó en positivo y podría haber terminado así, si los datos de confianza de Estados Unidos no hubiesen invitado a la toma de beneficios. Se perdieron en una jornada los avances provocados por el crecimiento del PIB estadounidense, un 3,5% anualizado, que ha dado un rayo de esperanza a los inversores.

Y es que los índices se mueven a golpe de dato del día. Con fuertes oscilaciones. El PIB alemán o estadounidense, las ventas de viviendas en alguno de estos países, los resultados de grandes empresas (positivos o negativos), o los discursos o medidas de Ben Bernanke (presidente de la Fed) o Jean Claude Trichet (presidente del BCE) bastan para alterar a los inversores y teñir de negro (muy negro) o de rojo (muy rojo) las Bolsas de medio mundo. Unos bandazos que, siendo corrientes en el devenir de los mercados, serán mucho más acusados de lo habitual al menos hasta fin de año.

Sin embargo, el consenso de los analistas es moderadamente optimista y aunque no descarten posibles correcciones más o menos intensas -de incluso 1.000 puntos en el selectivo-, la opinión generalizada es que a pesar de la fuerte subida que se produce desde marzo, un 67%, todavía queda margen para seguir ganando. Y una media bastante aceptada es que el Ibex podría ganar un 10% adicional en lo que queda de 2009.

Las cifras de consenso de Facset establecen que la mayoría de las acciones de las 35 empresas del Ibex serán rentables hasta enero. Y lo serán con fuerza, pues de las 29 que seguirán subiendo, 18 tendrán revalorizaciones por encima del 10%. Pero las medias siempre tienen trampa. Por ello, en estos momentos se debe ser muy cauteloso con los valores que se escogen. Siguiendo estas mismas previsiones, el arco oscila entre subidas de más del 50% que se atribuyen a la farmacéutica catalana Grifols, a pérdidas de casi un 11% de la metalúrgica Acerinox o la financiera Bankinter.

La elección como siempre es complicada e influyen muchos factores. No obstante, los analistas ofrecen algunas pistas que convendría contemplar a la hora de tomar cualquier decisión. Están las obvias referidas a las previsiones de cada empresa o de cada sector a corto y medio plazo. Pero es interesante analizar cómo se ha comportado cada valor en estos siete meses. Algunos se han perdido el rally desde marzo, lo que les abre la puerta a un interesante recorrido al alza.

Igualmente, recomiendan fijarse en los grandes valores, menos volátiles. Entre ellos, los expertos siguen apostando por Telefónica, Repsol, Santander o Iberdrola. Por último, también apuntan la conveniencia de mantenerse en valores defensivos.

Pero al margen de los valores, las perspectivas son buenas para la mayoría de las acciones del Ibex. Optimismo que se justifica en parte en sus previsiones de resultados. Cierto es que este año serán inferiores a los de 2008, sin embargo, los próximos ejercicios parecen algo más boyantes. Especialmente 2011.

Todo ello, con permiso de la evolución macroeconómica. Poco a poco, empieza a cuajar la idea de que las grandes economías ya están fuera, o casi, de la recesión. A la buena evolución de Alemania y Francia se ha sumado esta semana Estados Unidos, todos ellos ya con un PIB en crecimiento. Cierto es que todavía se mantienen incertidumbres, por ejemplo Gran Bretaña, o certidumbres negativas como en el caso de España, donde no se espera un PIB en positivo hasta el segundo trimestre de 2010. Y lo que es peor, el paro no parece que empezará a remitir hasta 2011. No obstante, el Banco de España ha adelantado esta semana que la caída de la economía nacional no es ya tan pronunciada. Además, la exposición de las empresas del selectivo al mercado nacional es cada vez menor. Su diversificación geográfica permitirá vadear mejor estos trimestres preñados de sombras.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_