Inmobiliario

Reyal gana tiempo tras un acuerdo con la banca

Reyal Urbis logró ayer el compromiso de sus bancos a estudiar el plan que ha elaborado en colaboración con Lazard para reestructurar su deuda de 4.800 millones de euros y superar un eventual riesgo de concurso de acreedores, informaron a Europa Press en fuentes del sector inmobiliario.

La inmobiliaria que controla y preside Rafael Santamaría y los bancos contarán con un plazo de alrededor de mes y medio para tratar sobre el plan. Se trata del tiempo que la empresa ha ganado tras conseguir rebajar las necesidades de liquidez que le acuciaban en ese corto plazo de tiempo.

En concreto, la empresa ha logrado rebajar desde los más de 200 millones de euros hasta los 138 las necesidades de tesorería a corto plazo, gracias en parte a un acuerdo con acreedores no financieros y a la aportación de unos 30 millones de la matriz de la inmobiliaria, según aseguraron a CincoDías fuentes próximas a la negociación.

En cuanto al plan de reestructuración de la deuda propuesto por Reyal, que ha cosechado "buena impresión" entre las entidades financieras, pasa por lograr apoyo de bancos y cajas para superar los próximos dos o tres años, horizonte en que se espera concluya la actual crisis en el sector. Las líneas básicas serían aplazamiento de plazos de amortización, venta de activos y congelación de inversiones, entre otros aspectos.